Luego de varias horas de agonía, falleció la tarde de este domingo el niño de 12 años que fue baleado en una casa de Guaymallén. Se trata de Axel Pereira, quien se encontraba internado al Hospital Central, a donde ingresó sin actividad cerebral. 

Por el hecho se encuentra detenido su primo, identificado como Ezequiel Freites (18), quien sostuvo que estaba manipulando un arma de fuego y la accionó de manera accidental mientras se encontraba con dos niños, impactando un plomo en la cabeza de uno de ellos.

En las próximas horas, la fiscal de Homicidios Andrea Lazo imputará por homicidio culposo al joven, en caso de que las pruebas confirmen la hipótesis principal.

Fuentes allegadas al expediente explicaron que Freites podría recuperar la libertad luego del acto procesal, ya que se trata de un delito excarcelable y no contaba con antecedentes previos.

La información policial sostiene que todo ocurrió cerca de las 4.30, cuando Freites se encontraba junto a su primo y otro niño de 11 años en un domicilio de calle Pacheco al 8.800, en el distrito de Los Corralitos.

Aparentemente, el muchacho manipulaba una pistola 9 milímetros y accidentalmente accionó el gatillo, provocando que el plomo impactara en la región occipital izquierda del cráneo a Pereira. 

Un llamado a la línea de emergencias 911 alertó a las autoridades sobre la situación y policías fueron desplazados hasta la escena. 

Cuando los uniformados llegaron a la vivienda, intentaron reanimar al pequeño y verificaron que no respondía, por lo que lo trasladaron en la movilidad hasta el microhospital Puente de Hierro. 

Allí los médicos analizaron la gravedad de la herida y constataron que presentaba muerte cerebral, por lo que lo derivaron de urgencia al Hospital Central, donde falleció minutos antes de las 18. 

Por su parte, en el teatro del hecho, Freites fue detenido luego de ofrecer su versión a los detectives del caso y secuestraron la pistola Bersa 9mm, que había dejado sobre un mueble.

El joven quedó alojado en una dependencia guaymallina, a la espera de que la Justicia defina su situación procesal.