En medio de la incertidumbre de los fanáticos de todo el mundo y de las tensiones comerciales entre la FIFA y sus patrocinadores, Qatar confirmó la provisión de beber alcohol durante el desarrollo del Mundial 2022, aunque Hassan Al Thawadi, máxima autoridad de la organización, aclaró que “no se permitirá beber abiertamente en las calles”.

“El alcohol está disponible en Qatar en una variedad de bares y restaurantes de hoteles con licencia especial y estará disponible en ubicaciones adicionales de la Copa Mundial de la FIFA”, avisó en una entrevista exclusiva con Télam a 50 días del inicio de la competencia.

Sin embargo, el secretario general del Comité Supremo para la Entrega y el Legado (SC) hizo una taxativa distinción: “No se permitirá beber alcohol abiertamente en las calles, por lo que les pedimos a los fanáticos que respeten las reglas del torneo y se apeguen a beber dentro de las áreas designadas”.

La cultura islámica prohíbe el consumo de sustancias tóxicas, entre ellas el alcohol, pero las autoridades nacionales ampliaron la cantidad de espacios autorizados para su ingesta durante el Mundial, basándose en el principio de hospitalidad con los turistas y como un gesto de buena voluntad con la FIFA, que tiene al gigante cervecero estadounidense Budweiser como uno de los principales socios.

“Estamos trabajando con la FIFA y las partes interesadas para garantizar opciones que satisfagan a todos los fanáticos locales y visitantes. Ya se ha confirmado que se servirá alcohol en áreas seleccionadas dentro de los estadios y en el FIFA Fan Festival de Doha”, detalló Al Thawadi.

Ese recinto, con capacidad para 40.000 personas, se montará en el Al Bidda Park, un espacio verde de 188 hectáreas situado frente a la Bahía de Doha, que abrirá sus puertas el sábado 19 de noviembre, un día antes del partido inaugural entre Qatar y Ecuador.

“Allí se transmitirán todos los partidos en vivo, habrá representaciones teatrales y otras actividades culturales, puntos de venta de comidas y expendio de bebidas”, precisó el secretario general del SC.

“Los fanáticos también disfrutarán del 974 Beach Club, ubicado cerca del Estadio 974, que ofrecerá música, actividades, opciones de alimentos y bebidas y puestos de venta minorista para hasta 10.000 invitados”, abundó.

Tres semanas atrás, el director general de Qatar 2022, Nasser Al-Khater, había confirmado también la apertura de puestos de cerveza en los alrededores de los estadios entre tres horas y media antes de cada partido y luego de pasada una hora del pitazo final.