access_time 15:31
|
18 de agosto de 2006
|
OTRO PASO HACIA LA CONCERTACIÓN

Visita de Kirchner hace crujir a la UCR

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/175/058/000175058-20111120060818_02_1203451.jpg

El presidente estará con Julio Cobos en San Rafael el 29, tres días después de una reunión de radicales anti K en Rosario. Expectativa por el posible anuncio de una obra millonaria.

    En medio de la convulsión interna que vive el radicalismo, el presidente Néstor Kirchner anunció ayer una sorpresiva visita a Mendoza. La trascendencia política de este “acto institucional” está a la vista: en pleno auge de la Concertación, Kirchner se juntará con el gobernador Julio Cobos en un encuentro agendado para el 29 de este mes, en San Rafael. O sea, apenas tres días después de que termine la reunión de la Convención radical en Rosario, donde se prevé un duro pronunciamiento contra el presidente, y en la que, por lo tanto, podría concretarse el quiebre definitivo de la UCR.

    La noticia de la visita de Kirchner la recibió Cobos en su casa, ya que ayer decidió suspender todas las actividades debido a un estado gripal que venía incubando desde el viernes pasado. Al gobernador lo llamaron por teléfono desde la Presidencia y, poco después, el vicegobernador, Juan Carlos Jaliff, confirmó la novedad en la Casa de Gobierno. El número dos de la Provincia anunció que Kirchner había decidido concretar ahora la ida a San Rafael que tuvo que suspender el año pasado por culpa de un temporal climático.

    También dijo que Cobos viajará el martes 22 a Buenos Aires, para fijar los temas y la agenda oficial de la visita presidencial y participar en un almuerzo que Alberto Fernández ha organizado para los no peronistas que integran la concertación. Por ahora, no se sabe nada más. No obstante, es un hecho que el presidente nunca vino a Mendoza con las manos vacías. Y en este caso, hay muchísima expectativa en Mendoza por el posible anuncio de una obra anhelada: la construcción del dique Portezuelo del Viento, en el Sur.

PORTEZUELO. Esta megaobra hídrica, de mucha mayor envergadura que el propio dique Potrerillos, es, desde hace años, el eje de una intensa negociación entre la Provincia y la Nación. Cobos busca que Kirchner la financie a cambio de que Mendoza renuncie al juicio que le hizo a la Nación por los efectos nocivos de la promoción industrial. Al ritmo de la alianza política, el arreglo de Portezuelo del Viento se aceleró a partir de junio.

    A fines de ese mes, Cobos y el ministro de Planificación Federal, Julio de Vido, coincidieron en un borrador del acuerdo, en el que la Nación se compromete a invertir 1.000 millones de pesos en la obra. Casualidad o no, el martes, un funcionario del Ministerio de Obras Públicas de la provincia viajó a Buenos Aires para hablar de este tema y se trajo otra buena noticia: una comisión especial del Ministerio de Economía aprobó la factibilidad técnica de Portezuelo. Y el ministro del área, Francisco Morandini, admitió ayer que lo único que falta para iniciar la obra es la firma del presidente.

CAUTELA EN EL IGLESISMO. El iglesismo tomó con cautela la visita del presidente a Mendoza.“Hay que ver a qué viene, si es una visita institucional. Igual, los cobistas ya dijeron en Vicente López que apuntan a cerrar un acuerdo electoral con Kirchner el año que viene”, dijo un dirigente del sector. La gran apuesta de los aliados de Iglesias es la Convención radical, que rechazaría la alianza con K por abrumadora mayoría. De hecho, por Mendoza participarán de esa reunión una decena de iglesistas y apenas un enviado del cobismo.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.