access_time 13:12
|
15 de febrero de 2007
|
|
Análisis

Venezuela busca frenar la inflación

El gobierno de Chávez puso en marcha una serie de medidas para intentar minimizar los efectos de la falta de abastecimiento de productos básicos. Advertencia a empresarios considerados inescrupulosos.

   CARACAS (EFE). El Gobierno venezolano ajustó al alza los precios controlados de alimentos básicos y exoneró del pago del IVA a algunos de ellos en un intento por atajar la inflación y detener la especulación, que ha generado escasez de productos de la canasta básica. Ayer entraron en vigor los nuevos precios de la carne roja, el pollo, los huevos y la leche, mientras que hoy lo hará la exoneración del impuesto al valor agregado (IVA) a la carne de bovino y porcino, avena y mayonesa, entre otros.

   En Venezuela, la tasa del IVA es de 14 por ciento con excepción de la carne roja (8 por ciento). La inflación venezolana cerró el 2006 en 17 por ciento, cinco puntos por encima de la previsión oficial. El alza de 2 por ciento en enero encendió las alarmas del Ejecutivo, que busca detener la escalada y lograr la meta de 12 por ciento para este año. Representantes del gremio comercial y de productores del campo saludaron los ajustes pero recomendaron desmontar el control de precios para evitar las distorsiones en la cadena de comercialización.

    La leche, el café, el azúcar y los granos desaparecen de los mercados cíclicamente desde que, en marzo del 2003, entró en vigor la regulación de precios de unos 150 productos considerados básicos. Es frecuente que las autoridades clausuren supermercados porque no respetan el control de precios, así como el decomiso de azúcar y café acaparados en depósitos de mayoristas.

   MEDIDAS. La semana pasada, el Gobierno anunció el alza en 31,6 por ciento en promedio del precio de la carne de res, que ahora costará un máximo de 11.722 bolívares (5,45 dólares) el kilo, precio que sigue siendo inferior a los hasta 19.000 bolívares (8,83 dólares) en que se vende el producto en muchos abastos de la capital venezolana. El costo del pollo y los huevos fue ajustado en 45,3 por ciento y el de la leche en polvo en 5,6 por ciento, de acuerdo a datos oficiales. El Gobierno regulará “toda la cadena cárnica para meter la lupa en los mataderos y en los detallistas y evitar ganancias exageradas que conllevan a la especulación”, señaló la ministra de Industrias Ligeras y Comercio, Cristina Iglesias.

   La semana pasada, el Ejecutivo anunció un plan de importaciones masivas y la aplicación de todo el peso de la ley contra los sectores empresariales y comerciales especuladores, que habrían propiciado la aguda escasez de carne. La patronal Fedecámaras respondió que la situación de desabastecimiento de los alimentos controlados era causado por la ineficacia de las políticas económicas oficiales y alertó que el plan de importaciones agudizará el problema porque debilitará aún más el aparato productivo nacional.

   SECTOR PETROLERO. Esta semana, también entró en vigor la medida oficial de que la estatal Petróleos de Venezuela SA (PDVSA) efectúe en divisas el pago interno de dividendos e impuestos, a fin de disminuir la liquidez monetaria que ha impulsado la tasa inflacionaria. La industria petrolera es el motor de la economía de Venezuela, quinto exportador mundial de crudo, y la principal fuente de divisas del país, donde rige desde febrero del 2003 un control de cambios que actualmente mantiene una tasa en 2.150 bolívares por dólar.

    El Gobierno, además, aumentó el cupo anual de dólares para viajeros de 4.000 a 5.000 dólares, la disponibilidad para compras por internet de 2.500 a 3.000 dólares anuales y el adelanto de efectivo antes de cada viaje, de 400 a 600 dólares. El ministro de Finanzas ha admitido que la especulación con el llamado dólar paralelo o dólar negro, que se comercializa fuera del control de cambios, influye en el precio de productos de consumo masivo.

   El Gobierno de Hugo Chávez sostiene que el dólar paralelo financia 5 por ciento de las importaciones, lo que representaría 100 de 2.000 millones que mensualmente entrega Cadivi, pero analistas privados aseguran que el dólar negro cubre más de 25 por ciento de las compras venezolanas en el exterior.

TEMAS:

Opinión

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.