El gobernador Julio Cobos firmó el miércoles, con el presidente del Banco Macro SA, Jorge Brito, un convenio que posibilitará la llegada de créditos a las pymes locales por un monto que puede superar los cien millones de pesos. El acuerdo marco rubricado en la Casa de Gobierno se sustenta en la necesidad de crédito que reclama el crecimiento de la economía local. Se señala como prioritario el apuntalamiento del sistema crediticio, para así apoyar a las pequeñas y medianas empresas.

    El texto del acuerdo subraya la oportunidad de fortalecer la política de desarrollo del mercado interno e incrementar las exportaciones tradicionales y no tradicionales. Con estos créditos también se apunta al desarrollo de los emprendimientos turísticos, colocando el acento en los clusters del turismo aventura y turismo rural. Mediante este convenio marco, se establece un enlace técnico, económico y administrativo, entre la provincia y el banco, en beneficio de las pymes de Mendoza.

    SEÑALES POSITIVAS.
El gobernador, a propósito de la llegada de más crédito para las pymes de Mendoza, dijo: “Es una consecuencia lógica de un proceso que hemos vivido en los últimos años. Con la recuperación de las economías nacional y provincial, las empresas necesitan adquirir capital de trabajo.

    En nuestra provincia, mediante el Fondo para la Transformación y el Crecimiento, comenzamos dando créditos por 3 millones de pesos, luego llegamos a 15, en el 2005 a 135 millones y este año, seguramente, llegaremos a los 200 millones de pesos otorgados en créditos” para el sector productivo local. Cobos adelantó que, en breve, se firmará con el Banco Nación un convenio similar al rubricado con Macro, por una cifra superior a los cien millones de pesos.

    El gobernador reflexionó que la llegada de más crédito es una señal positiva, como lo es también la mejor calificación que obtuvieron los bonos de deuda mendocinos, que pasaron de la categoría B a B+, de acuerdo con los parámetros otorgados en estos días por la agencia de medición de riesgos financieros Standard and Poor’s.