access_time 07:00
|
2 de noviembre de 2020
|
|
Megadebate

Va a juicio uno de los contrabandos más grandes de la historia mendocina

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1604274395578Portada%20cami%C3%B3n.jpg
Daniel Martínez, uno de los procesados, violó la domiciliaria la semana pasada.

La Justicia federal entiende que deben sentarse en el banquillo trece procesados por ingresar millones de pesos en mercadería ilegal. El caso tiene dos prófugos.

Una asociación ilícita que operó en Mendoza entre octubre del 2016 y julio del 2018. Para los detectives de la Policía contra el Narcotráfico (PCN), AFIP-Aduanas y la Justicia federal, quienes trabajaron en conjunto en el caso, sus integrantes fueron parte de una serie de maniobras ilegales y de engaños nunca antes vistos en la provincia.

Por eso entienden que es la causa más grande de contrabando de la historia mendocina, porque consiguieron ingresar productos ilegalmente por más de 60 millones de pesos con la ayuda y los contactos necesarios para que puedan llegar a ser distribuidos hasta en locales de Buenos Aires y Capital Federal.

En las últimas horas, trascendió que para la fiscalía de Fernando Alcaraz el expediente estaba terminado, a pesar de que hay un par de prófugos con pedido de captura internacional, y le pidió al juez Walter Bento que la eleve a juicio.

Ver también: Armas, dinero, droga y autos de lujo en allanamientos a empresarios

Esta acción del proceso sucedió la semana pasada y trece sospechosos de integrar la banda delictiva deberán sentarse en el banquillo de los acusados para responder por entrar a la Argentina ropa, juguetes, telas y electrónica (celulares, pantallas led) luego de adquirirlos en China y pasarlos por Chile, evadiendo los impuestos correspondientes al ser introducidos a Mendoza.

Para lograr el objetivo, los miembros de la organización –la mayoría, empresarios con base en barrios exclusivos como el Dalvian de Ciudad-Las Heras–, contaban con los recursos económicos suficientes para potenciar la logística de la llegada de la mercadería oculta en camiones y sus remolques a través de empresas de transporte.

Larga lista

La investigación federal terminó con trece procesados. Algunos sospechosos están tras las rejas y otros gozan de la detención domiciliaria y la libertad.

También hay dos prófugos: uno de los señalados jefes de la banda, Zheng "Esteban" Cheng, un ciudadano chino que logró escabullirse de las redes policiales y judiciales cuando se desarrollaron los allanamientos masivos el lunes 30 de julio en viviendas del Gran Mendoza y el Este provincial, y un ciudadano chileno identificado como Jorge Andrés Carreño Rivet.

Junto con Cheng, sostiene la instrucción judicial, la organización tenía al frente de las maniobras a José Rodríguez Núñez (47) y Daniel Gonzalo Martínez (43).


La nómina de procesados la completan, de acuerdo con la citación a debate, Adrián el "Gato" Fourcade (47), el coreano Nam Ho Park Lee (52), Eugenio el "Loco" Nasi (43), Jorge Alejandro "Coque" Rojas (chileno, de 46 años), Ángel Sebastián el "Gordo" Palumbo (42), Carlos Federico "Negro" Barón (44), Pedro Emilio Escárate (chileno de 48 años), Juan Marcelo Agüero (45), Sergio Agüero (47), Sebastián Horacio Espejo ( (52) y Mario Rodríguez (56).

Ver también: Contrabando: quién es y cómo se movía el presunto financista

En las últimas horas, uno de los sospechados fue noticia cuando policías de la PCN lo sorprendieron violando la detención domiciliaria. Se trata de Daniel Martínez.

Fue el jueves por la noche en las torres del barrio Palmares, ubicadas hacia el norte del centro comercial godoicruceño, cuando los efectivos lo encontraron fuera de su domicilio después de una denuncia.

Ante esto, este empresario perdió el beneficio y se iba a definir en las próximas horas si volvía al penal.

Más allá de eso, la investigación sostiene que Martínez, Rodríguez Núñez y Zheng Cheng contaban con el dinero en efectivo suficiente (principalmente dólares) para el contrabando de mercadería.

La mayoría del dinero era aportada por Cheng, mientras que “otra parte provenía de la estructura financiera de Palumbo. Este último proporcionaba a la asociación ilícita tres oficinas que se vinculaban operativamente a él. En una de esas oficinas se recibían pagos de clientes en dólares o en cheques”, sostiene la instrucción judicial.

Y agrega que Palumbo entregaba el dinero a Rodríguez Núñez, Martínez y Nasi para que costearan los gastos de logística “que requería la ejecución de las maniobras que llevaban adelante los miembros de esta organización criminal”, agrega.

Ver también: Empresarios y contrabando: investigados por trata de personas y pago de coimas

Además, los jefes y organizadores programaban todo lo referido a la logística, entendieron los pesquisas. Incluía el método de ocultamiento de la mercadería y la confección de documentación apócrifa para ser utilizada ante las autoridades en los controles fronterizos “para dar apariencia de legalidad”, sostiene la citación a debate.

Por último, el mecanismo de algunos integrantes de la banda consistía en generar acuerdos con funcionarios aduaneros para evitar los respectivos controles de los camiones que venían con mercadería, evidenciando un trabajo coordinado de importación ilegal.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.