access_time 04:24
|
19 de noviembre de 2012
|
|

CASO DE LOS ACUSADOS DE ABUSO Y SECUESTRO EN CORONEL SUÁREZ

Un especialista en sectas dijo que la periodista y su novio son psicópatas

      El presidente de la Red de Apoyo para las Víctimas de Sectas (Ravics), Héctor Navarro, aseguró ayer que los adeptos a esos grupos "suelen tener un coeficiente intelectual mayor" que el común de la gente y que la periodista Estefanía Heit es "el prototipo de víctima captada por un líder psicópata que luego se convierte en victimaria". Navarro, un abogado especialista en sectas y que trabajó como perito en resonantes causas como la de los "Niños de Dios", se refirió así al caso de la periodista Heit y de su pareja, Jesús Olivera, acusados de haber mantenido cautiva y abusado durante tres meses a una mujer en su casa de Coronel Suárez. "Así como el líder de una secta es un psicópata, el adepto suele tener un nivel de inteligencia superior al promedio. Se trata de gente culta, instruida, como Heit, que es periodista, que tiene otras aspiraciones generalmente vinculadas a la solidaridad, a la necesidad de hacer algo por la naturaleza, por el mundo, que están por encima de lo que la gente común aspira", explicó. "Seguramente, al señor que trabaja todo el día preocupado por llevar el dinero a su casa o a la mujer ama de casa que busca en la verdulería el precio más bajo no los van a poder captar", reflexionó.

     Navarro trazó un perfil de los líderes de las llamadas "sectas destructivas", quienes, aseguró, son "psicópatas" que emplean un "discurso único" y "no aceptan que por sobre ellos haya alguien con más poder", y "no pueden formar parte de una estructura religiosa sino que deben liderarla". "Estos líderes captan a las personas que, como todos, en algún momento sufren una pérdida o soledad, o un problema en el trabajo y aprovechan para dominarlas y apoderarse de sus vidas", explicó. Para el especialista, "Heit es la típica víctima captada por un psicópata, Olivera, aunque no está eximida de responsabilidad ya que los adeptos, una vez que son captados, terminan justificando y adoptando el mismo tipo de procedimientos. Ella (por Heit) terminó haciendo lo mismo que él, siendo cómplice de él", dijo. Navarro contó que cada vez que se produce un caso de las características del de Coronel Suárez llegan enseguida a la red que preside datos e informes sobre los protagonistas, que complementa con sus conocimientos de décadas en el estudio de sectas tanto argentinas como del resto del mundo.

   Por ello, sabe que Heit trataba a Olivera como a "un Dios" cuando escribía algún texto y "se refería a él con la E mayúscula, como se hace cuando se nombra a Dios" precisó. Sobre la secta Centro Cristiano Amar es Combatir que lideraba Olivera, Navarro dijo que "alude a poderes que da el Espíritu Santo", aunque en el blog mezclaba la religiosidad cristiana con la estética del cómic, algo que él "nunca antes había visto". "El nombre Jesús, que justamente es el suyo, se enmarca en el símbolo de ¡Superman¡, con la ¡S¡ intermedia de Jesús transformada en la insignia del superhéroe", puntualizó. En el caso de la mujer secuestrada en Coronel Suárez, Navarro recordó que en un inicio también su madre y su hermana habían sido captadas por Olivera aunque lograron salirse del grupo. 

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.