access_time 19:05
|
22 de septiembre de 2006
|
|
DÍA DE LA PRIMAVERA

Un adolescente murió atropellado

El menor de 13 años jugaba en el Predio de la Virgen, en Guaymallén. Salió corriendo tras una pelota y lo embistió un auto en el Acceso Este.

    Hay veces que repetir algunas frases hechas, y de remanido uso, sigue valiendo la pena. Quienes conducen un vehículo o están aprendido a hacerlo deben haber escuchado lo siguiente: “Detrás de una pelota, viene un chico”. Ayer, en horas de la siesta, en el Acceso Este, frente al predio de la Virgen, en Guaymallén, la escena de un adolescente yendo detrás de un esférico finalizó en una tragedia. Lo que era un festejo por el día de la primavera y del estudiante, resultó en un siniestro vial que se cobró la vida de un adolescente de 13 años.

    La víctima fatal del accidente, que se produjo ayer a las 15, sobre el carril del sentido este-oeste del Acceso Este, fue identificada como Matías Maldonado, quien perdió la vida al ser atropellado por un automóvil. El lamentable caso tuvo a muchos testigos, tanto conductores como personas que estaban pasando un rato de alegría en el predio verde que se halla situado en la margen norte del Acceso Este, metros antes del Cóndor.

    Fuentes policiales que debieron trabajar en este hecho confirmaron que el menor perdió la vida al momento de ser impactado por un VW Bora, patente EYA 968, que era conducido por Mario Vaccarone. Ocurrido el accidente, varios jóvenes corrieron desde el lugar donde estaban jugando o comiendo su merienda para ver qué había pasado sobre la ruta. Matías fue llevado de urgencia hasta el Hospital Notti por el SEC. Según confirmaron desde la guardia de emergencias de ese centro médico, el menor ingresó a ese lugar sin presentar signos vitales. El automóvil que atropelló a Matías, lo golpeó con mucha contundencia en el torso y en la cabeza, produciéndole lesiones fatales y una gran hemorragia.

TRAGEDIA. Matías Maldonado vivía en Cadetes Chilenos al 700 de Guaymallén, y era alumno de la escuela Salvador Mazza, la que se encuentra en el mismo departamento. Por comentarios de algunos jóvenes que estaban cerca del grupo que compartía con Matías el 21 de setiembre, este chico no había ido con compañeros de su colegio sino con otros amigos. El padre de Matías llegó al lugar del accidente a los 10 minutos de ocurrido este siniestro, cuando su hijo ya había sido llevado al Hospital Notti, donde finalmente fue enterado de la desgracia. Los testimonios de algunos chicos y chicas que presenciaron el dramático accidente indican que Matías fue hacia el Acceso para recuperar una pelota plástica de color rojo que había salido despedida desde el parque hacia la ruta.

    Aparentemente, y según las versiones de los peritos viales, el chico habría salido corriendo por detrás de un camión, cuando se encontró en el medio de la calzada con el VW Bora que venía de frente. El menor fue golpeado primero por el costado izquierdo del chasis del auto, a la altura del espejo retrovisor, y el segundo impacto fue contra el parabrisas. El chico fue despedido unos 18 metros, como lo estimaron los efectivos que labraron las primeras actuaciones de este caso, que quedó caratulado como homicidio culposo.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.