access_time 19:02
|
24 de agosto de 2006
|
DISCAPACITADA VIOLADA

Todo listo para practicar el aborto

Anoche ultimaban los detalles para interrumpir el embarazo. El Ministerio de Salud decidió actuar bajo estricto secreto para evitar incidentes.

    La lucha de una madre que intenta, contra viento y marea, proteger la vida de su hija discapacitada terminaría hoy cuando médicos de la red pública practiquen el aborto autorizado por la Justicia y ratificado por la Suprema Corte. A pesar de los contratiempos generados a partir de las manifestaciones de grupos antiabortistas, el Gobierno ultimaba anoche, en un centro asistencial, los detalles para garantizar el éxito de la operación, que se podría hacer, incluso, en la madrugada. Mientras el Hospital Lagomaggiore se manejaba anoche como uno de las prioritarios (por poseer la infraestructura y el equipamiento adecuados), un mensaje telefónico con tinte mafioso advirtió que en el centro asistencial se había colocado una bomba.

    Afortunadamente, se trató sólo de una llamada intimidatoria (ver aparte). Al cierre de esta edición, el subsecretario de Gestión Sanitaria, Fernando Sherbotsky, comentó que el Gobierno aguardaba la comunicación telefónica de la madre de C.C.A. para poner en marcha la intervención. Mientras, Pablo Barreda, uno de los abogados de Ana Gazzoli, ratificó que la interrupción del embarazo era inminente, aunque no quiso adelantar detalles, buscando descartar nuevos contratiempos.

   Ayer, el estado de salud de C.C.A. era bueno y su ánimo mejoró cuando arribó, al hogar de una de sus hermanas, su madre, recién llegada de Buenos Aires. “Sonreía enérgicamente cada vez que veía a su mamá en la pantalla del televisor, aunque no comprende el porqué de esas apariciones públicas”, comentó Barreda.

APOYO. La organización Las Juanas y las otras, representantes de los travestis y académicos de la UNCuyo se manifestaron ayer frente a la Legislatura para apoyar a Ana Rosa Gazzoli. Juntaron firmas, repartieron preservativos y hasta le arrancaron el compromiso a los diputados de manifestar su apoyo, públicamente, a los funcionarios y profesionales del Ministerio de Salud que acatarán la medida judicial de que se le practique un aborto a la joven discapacitada.

   El reclamo no se hizo esperar y, por la tarde, dieron a conocer un documento que rescata el principio de legalidad y repudia cualquier interferencia que tienda a obstaculizar la plena vigencia del principio de legalidad plasmado en el artículo 19 de la Constitución. En el escrito, reconocieron el contenido del fallo de la Corte Suprema y respaldaron la actuación del Ministerio de Salud y sus profesionales. Mientras, la Conferencia Episcopal Argentina también se pronunció, volviendo a manifestarse en contra del aborto. “En nuestros días se ha reavivado la polémica con motivo de situaciones muy dolorosas que afectan la vida de una joven discapacitada”, reza el escrito difundido ayer.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.