access_time 19:56
|
5 de junio de 2007
|
|
PELEA

Todo el aparato del kirchnerismo apunta al ganador del domingo

La estrategia oficial está dirigida contra las aspiraciones de Mauricio Macri.

    El kirchnerismo, incluido el Gobierno nacional y todos los aliados de la coalición que impulsa a Daniel Filmus a la jefatura de Gobierno porteña, definió ayer la estrategia con la cual intentará ganar el ballottage y descartó de plano una eventual renuncia a la segunda vuelta del 24 de junio. Filmus acordó ayer con el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, que el primer eje será imponer la confrontación de dos modelos: derecha, representada por Mauricio Macri, y centroizquierda, encarnada por el kirchnerismo. En ese marco, se buscará desenmascarar la personalidad del candidato del PRO, pidiéndole que explique cómo concretará sus propuestas para urbanizar villas, el traspaso de la policía y seguridad.

    Tal es el discurso que intentará imponer el Gobierno nacional en las tres semanas que restan hasta el ballottage. El objetivo sería acorralar a Macri “en sus verdaderas intenciones de derecha”, según la lectura política expresada a DYN por altas fuentes del oficialismo. Los estrategas del Gobierno descartaron, para esta etapa, grandes actos como el que encabezó el presidente Néstor Kirchner en el cierre de campaña de Filmus en el Luna Park.

    En cambio, en las próximas tres semanas se buscará garantizarle a Filmus una fuerte presencia mediática con eje en la imagen del candidato, matizada con apariciones en la Casa Rosada junto a Kirchner y la casi segura candidata presidencial Cristina Fernández de Kirchner. Por si eso no alcanzara, el kirchnerismo promete poner toda la carne al asador y aunque el jefe de Gabinete y el propio Filmus salieron ayer a desmentir una campaña sucia, fuentes confiables admitieron a DYN que tienen en carpeta ventilar viejas denuncias penales contra Macri.

    “Borom bom bom, ahora Macri, te toca a vos”, fue uno de los cánticos que se escucharon entonar a ministros y dirigentes en el búnker del Hotel Panamericano cuando Filmus festejó anoche como un triunfo haber desbancado del segundo puesto a Jorge Telerman, aliado de la adversaria del Gobierno, Elisa Carrió. Si Telerman sufrió en medio de la campaña denuncias sobre la supuesta usurpación de título universitario y fue involucrado en el escándalo de corrupción derivado del caso Skanska, Macri –quien se benefició al quedar fuera de esa pelea– podría recibir ahora un trato similar o peor.

    La vieja causa por presunto contrabando de autos, la participación en negocios con el Estado y lo que suelen llamar la patria financiera, hasta una denuncia por acoso sexual de un dirigente cercano al presidente de Boca, podrían ser desempolvadas en este segundo tramo de campaña, según deslizaron distintas fuentes. La campaña limpia la encarnará Filmus multiplicando su presencia en TV, radios y medios gráficos con propuestas y alusiones al modelo de país y ciudad.

    Desde la Casa Rosada evaluaron ayer que “el primer objetivo se cumplió, que era llegar al ballottage”, ahora, dicen: “Hay que ganarle a Macri en la segunda vuelta”. Se muestran confiados por una encuesta de Mora y Araujo que advierte que el escenario no cambió con la diferencia de 21 puntos lograda por Macri y que, a pesar de haber sacado más de 45 por ciento, el candidato del PRO perdería en la segunda vuelta.

TEMAS:

El País

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.