access_time 12:05
|
11 de enero de 2017
|
Crimen en Flores

Sobreseído por crimen de Brian podría volver "ilegal" al país

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/001/130/812/001130812.PNG

<p>El abogado Guillermo Endi&nbsp;cont&oacute; que el joven acusado&nbsp;fue a Per&uacute; porque el juez dispuso que la tutela la hagan los abuelos.</p>

El abogado Guillermo Endi alertó este miércoles que el adolescente de 15 años enviado a Perú, tras su sobreseimiento por el asesinato del chico Brian Aguinaco en el barrio porteño de Flores, podría volver a Argentina "de manera ilegal" porque los límites de fronteras "son un desastre".

"Espero que el resolutorio del juez (de menores Enrique Gustavo Velázquez) diga que le prohibe el ingreso al país", sostuvo el letrado, que representa en la justicia a los padres y demás familiares de Brian, que tenía 14 años y cayó asesinado de un balazo en la cara.

Endi contó que el adolescente acusado, también llamado Brian, que vivía en la villa 1-11-14 "fue a Perú porque el juez dispuso que la tutela la hagan los abuelos, no los padres. Espero que le prohíban regresar nuevamente a la Argentina". 

"El juez les dijo a los padres de Brian que tenía que sobreseer al chico, que si no lo hacía corría el riesgo que la otra parte lo denunciara por privación ilegal de su libertad y así perder su cargo por dejar un menor detenido", añadió.

Y detalló que "el juez les dijo que él también es papá y que está totalmente en desacuerdo con la ley" que proclama no punible a los menores de 16 años aún cuando hayan perpetrado graves delitos, agregó.

El letrado recordó que "los chicos de entre 16 y 18 años pueden quedar detenidos si el juez lo dispone, pero si son más jóvenes no", aunque confió que al acusado de matar a Brian "le faltan dos meses para cumplir 16 y nosotros le pedimos al juez que dictara un fallo ejemplar que haga jurisprudencia".

Para el abogado de la familia Aguinaco Passada, el crimen de Brian "está caratulado como homicidio simple" pero "debe ser caratulado como homicidio criminis causae...veremos si lo califican como corresponde".

Ayer el titular del juzgado de menores número 7 sobreseyó al adolescente de 15 años, que llevaba dos semanas detenido en el instituto de menores San Martín, y dispuso que viaje a Perú en un vuelo comercial regular.

El acusado fue autorizado a volar con un abogado y su padre a Perú, de donde es oriunda su familia, aunque su madre residía en Argentina y su papá estuvo en el país y luego se mudó a Chile. La noticia se conoció poco antes de una marcha que se organizaba en el barrio Flores para reclamar por la inseguridad y evitar que el joven pudiera quedar libre.

La concentración fue encabezada, como en anteriores ocasiones, por Fernando y Eliana, los padres de Brian, quienes anunciaron una marcha al Congreso "el 23 o 25" de enero para pedir la baja en la edad de imputabilidad.

"Estamos defraudados totalmente", dijo Fernando Aguinaco "no se puede vivir así".

Por su parte, Eliana, la madre del menor, agregó: "Así vivimos. ¿Cuántos Brian va a haber?. Por favor, seguridad".

Ambos progenitores se quejaron de que Argentina "es el único país en el que estamos así. Se condenan (afuera) a chicos de 12 años y acá no pasa nada". Brian murió luego de recibir, el 24 de diciembre, un disparo en la cabeza en la esquina del pasaje Robertson y Asamblea cuando viajaba en un auto Volkswagen Polo junto a su abuelo y se cruzaron con dos "motochorros" cuando robaban a una mujer y a su hija que iban por la calle.

Su muerte desató una ola de reclamos de los vecinos de Flores, que protagonizaron una pueblada frente a la comisaría. El adolescente de 15 años fue detenido en Santiago de Chile.

Vivía en la villa 1-11-14, pero gracias a Facebook se descubrió que su madre lo mandó a Chile tras el homicidio y lo ayudó a ocultarse de la policía, enviándolo con su padre. En la causa sólo quedó preso Luis Armando Gómez, alias "Yun", de 26 años, acusado de participar del homicidio.

"Yun" había sido condenado en 2012 por el Tribunal Oral Criminal 30 a cuatro años de cárcel por el delito de tentativa de robo, lesiones y resistencia a la autoridad, una pena de la cual cumplió dos años de acuerdo a registros oficiales; y en junio de 2015 volvió a caer preso por un nuevo ataque "motochorro" y por trenzarse a golpes con el policía que lo detuvo.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.