access_time 16:13
|
16 de septiembre de 2006
|
|
PREVENCIÓN

Simulacro de pandemia de influenza y gripe aviar

Se realizó en el Hospital Lencinas. Fue en conjunto en el Ministerio de Salud y la Comisión Organizadora de Emergencias de Mendoza.

    El simulacro de pandemia de influenza y gripe aviar que se realizó ayer en el Hospital Lencinas duró cuatro horas y tuvo como objetivo preparar a la población y al sistema sanitario ante una eventualidad de este tipo. El ejercicio se hizo en conjunto entre el Ministerio de Salud de Mendoza y la Comisión Organizadora Mendoza de Emergencia Sanitarias (COMES), la que cuenta con un plan cuyo objetivo es proteger a la población en caso que se presente una pandemia de influenza.

    Las medidas previstas consisten en un seguimiento epidemiológico, la provisión de antivirales, la cobertura de la vacuna de influenza estacional, el fortalecimiento de la capacidad de atención en hospitales y centros de salud, el desarrollo de campañas educativas para la población.

EL SIMULACRO. Según el caso que se simuló ayer, un colectivo proveniente de Santiago de Chile trae a cinco pasajeros que, a su vez, vienen de China y se embarcan en el vehículo con 40 personas más con destino a Mendoza.Todos con síntomas de influenza. En el trayecto de Uspallata a Mendoza, dos de los pasajeros provenientes de zona endémica comienzan con sintomatología más severa y lo informan a uno de los choferes, quien se comunica con su empresa y, desde ahí, con un servicio de emergencia.

    De acuerdo con el supuesto caso, la ambulancia se cruza con el ómnibus en la ruta, se detienen al lado del camino y asciende el médico (con protección) para examinar a los enfermos. La situación en el colectivo es la siguiente: dos pacientes tienen una sintomatología parecida, otros tienen síntomas leves y también hay asintomáticos. Ante esto, el médico advierte a la base del SEC y le dan las instrucciones: que continúen viaje, acompañados por la ambulancia, hacia el Hospital Lencinas.

    En el caso simulado, los pasajeros son aislados. Hay caos entre los tripulantes, muchos se quieren escapar, uno está fugado, los familiares esperan sin respuesta, aunque, poco después, comienzan los comunicados. Este simulacro ya se realizó en dos ciudades del país (Córdoba y Puerto Iguazú). Mendoza fue la tercera y se esperan otros en varias zonas del territorio nacional.

    El objetivo es que la enfermedad no afecte al país, pero, si finalmente llega, los esfuerzos estarán dirigidos a minimizar sus efectos, previniendo la transmisión entre animales y evitando el contagio de persona a persona. Martín Gagliardi hizo la evaluación del simulacro y expresó: “Estoy muy contento con los resultados y creo que tanto Mendoza como el país están capacitados en caso de que esto sucediera, teniendo en cuenta que siempre hay cosas por mejorar”. Había veedores de la región y de la Nación analizando el simulacro.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.