access_time 20:24
|
19 de junio de 2007
|
|

Semana clave para el futuro de Bachelet

Michelle Bachelet, presidenta de Chile, no logró alinear a los senadores de su coalición y encarará una semana clave para retomar su liderazgo, herido por una brusca caída de su popularidad, a un año de los comicios municipales.

    Michelle Bachelet, presidenta de Chile, no logró alinear a los senadores de su coalición y encarará una semana clave para retomar su liderazgo, herido por una brusca caída de su popularidad, a un año de los comicios municipales. La mandataria ostenta, de hecho, el peor apoyo ciudadano para un gobernante en veinte años.Ni el crecimiento récord ni el menor desempleo ni la caída de la pobreza revirtieron su situación. Y en la prensa ya asoman los nombres de sus sucesores para el 2009.

    Bachelet, a quien sólo cuatro de cada diez chilenos respalda, necesita para hoy el apoyo urgente de sus veinte senadores para comenzar a salir de la crisis. Requiere aprobar recursos excepcionales por 290 millones de dólares para evitar la quiebra del Transantiago, su fracasado y caótico sistema de transporte capitalino, centro de las críticas y del bajo respaldo social. Hasta ahora eso no es posible. Los congresistas le exigieron fondos extra para sus regiones, nuevos controles para fiscalizar el uso de los recursos y las renuncias de sus ministros de Hacienda, Andrés Velasco, y Obras Públicas, Eduardo Bitrán.

    Ambos son acusados por parlamentarios de diversos signos de inducir a la mandataria a inaugurar el programa de transporte público cuando este no estaba listo, desatando la peor crisis política y social desde el retorno de la democracia. De hecho, más de un centenar de protestas arreciaron desde febrero, cuando casi seis millones de santiaguinos quedaron,de un día para otro, sin colectivos cerca de sus casas o con tiempos de traslado duplicados.

    Ante este escenario, la presidenta accedió a incrementar el presupuesto de las regiones, amparada en un excedente fiscal de 15.000 millones de dólares. Pero se negó hasta ahora a perder aún más poder político, por lo que cerró la puerta a nuevos controles o modificaciones en su gabinete. Bachelet ya hizo tres cambios ministeriales en un año de gobierno. Ricardo Lagos Weber, portavoz presidencial, calificó como inaceptables las renuncias de los secretarios de Estado, quienes no comentaron las demandas.

TEMAS:

Opinión

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.