access_time 09:22
|
4 de octubre de 2009
|
|
FORMULA UNO

Sebastian Vettel triunfó en Japón y aún sueña con el título

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/022/806/000022806-200910800_20091004-633902547963965000.jpg

El alemán de Red Bull se impuso en Suzuka y achicó a 16 la ventaja que mantiene el puntero Jenson Button.

El alemán Sebastian Vettel ganó hoy el Gran Premio de Fórmula 1 de Japón por delante del italiano Jarno Trulli y del británico de Lewis Hamilton y mantiene vivas sus esperanzas de poder ser campeón del mundo.


Vettel, que hoy logró su tercer triufo del año y el cuarto de su carrera, dominó de principio a fin un Gran Premio que ganó en emoción con la salida del coche de seguridad en las últimas vueltas.


"Tuve casi hasta el final todo bajo control. Entonces quise pasármelo bien y marcar la vuelta rápida. Esta pista es simplemente genial, como hecha por la mano de Dios. En la última vuelta he lamentado que se acabara", dijo Vettel, de 22 años, tras ganar bajo un radiante sol en el espectacular trazado de Suzuka.


El alemán de Red Bull se sitúa a falta de dos carreras a 16 puntos del británico de Brawn GP Jenson Button, líder del campeonato y que no aprovechó su primer "match point" para ganar el título. Sólo fue octavo, pero su gran rival y compañero de equipo, el brasileño Rubens Barrichello, acabó séptimo, apenas le recorta un punto y se sitúa a 14 con 20 aún en juego.


Los "Brawnies" tampoco pudieron sellar el título del campeonato de constructores."Hoy se trataba de sumar puntos y eso es lo que hicimos. Sólo perdí un punto con Rubens. Cedí unos pocos con Vettel, pero esperábamos qué él ganara la carrera, ha tenido un gran ritmo", reconoció Button.


La esperanza de Vettel es que hace dos años, Hamilton aventajaba en 17 puntos a Kimi Raikkonen a falta de dos carreras y finalmente fue el finlandés el campeón del mundo. "Es una pena que sólo queden dos pruebas, pero todo es posible. Las cosas cambian muy rápido, es muy difícil, pero lucharemos hasta el final", prometió Vettel de cara a los Grandes Premio de Brasil y Abu Dhabi.


El español Fernando Alonso, que partía desde una lejana decimosexta plaza, acabó décimo con una buena estrategia, por lo que no pudo celebrar con unos puntos con Renault su fichaje por Ferrari para la próxima temporada.


A diferencia de la clasificación, la carrera fue tranquila. A primeras horas del día, la FIA (Federación Internacional del Automóvil) definió de manera definitiva la parrilla tras las múltiples sanciones del sábado.


Establecidas por orden las infracciones y aplicados por ese mismo orden los castigos, el más perjudicado fue Button, que salió décimo tras perder cinco posiciones por no respetar la bandera amarilla en la clasificación. Otros cuatro pilotos sufrieron idéntica pena por el mismo motivo.


Su máximo rival por el título, Barrichello, cometió antes la misma infracción, lo que dio como resultado final que una vez aplicadas todas las pérdidas de lugares sólo retrocediera un puesto, hasta el sexto. De este modo, se complicaba sobremanera que Button sacara al brasileño los cinco puntos más que necesitaba para ser campeón ya.


El alemán Timo Glock, con una herida en la pierna izquierda tras el accidente del sábado, no pudo competir. Y entonces empezó la carrera, la competición en la pista. Vettel se disparó con su Red Bull y en la primera vuelta ya metió dos segundos de ventaja a Hamilton, que gracias a la potencia extra de su KERS adelantó a Trulli en la recta de salida.


Además del ritmo vertiginoso del alemán, cuyo coche volaba con neumáticos duros y marcaba vuelta rápida tras vuelta rápida, la carrera discurría tranquila hasta que Adrian Sutil y Heikki Kovalainen se tocaron en duelo por la octava plaza en la vuelta 14. El beneficiado fue Button, que adelantó así de golpe dos posiciones.El primer paso por boxes no produjo grandes novedades.


A la salida del "pit lane" Vettel, que cargó mucha gasolina, siguió primero y marcando los mejores tiempos.Con el alemán en solitario y con el triunfo asegurado si no pasaba nada anormal, la emoción estaba en la lucha por el segundo puesto entre Hamilton y Trulli, y en ver si Barrichello podía recortar más puntos a Button, apostado a la espalda de su compañero en la última parte de la carrera.


Trulli recuperó en los boxes la posición perdida en la salida con Hamilton. Y a falta de ocho vueltas todo cambió. El accidente del Toro Rosso del español Jaime Alguersuari obligó a la salida del coche de seguridad. Todos agrupados. Comenzaba de nuevo el Gran Premio.


Las diferencias se habían esfumado.Con la pista ya limpia, el "safety car" se retiró a falta de cuatro giros, pero ya nada cambió. Button, que no gana desde el 7 de junio en Turquía, no fue campeón, Barrichello sólo recortó un punto y Vettel aún mantiene la ilusión por el título.

TEMAS:

Deportes

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.