Malestar
Se viene el fallo por el Ítem Aula y el SUTE prepara la batalla
Se espera que este jueves o a más tardar el próximo lunes se conozca la resolución de la Corte sobre el pedido de inconstitucionalidad que realizó el gremio.
06/12/2017

El fallo de la Suprema Corte por el ítem aula es inminente y se presume que sería favorable para el Gobierno. Se espera que la resolución de la Sala II llegue este jueves o, a más tardar, el próximo lunes 11.

El Ejecutivo espera confiado que los jueces José Valerio, Omar Palermo y Mario Adaro ratifiquen el adicional que impulsó por decreto el gobernador Alfredo Cornejo. “Las expectativas que tenemos son buenas, porque, cuando proyectamos la propuesta, el decreto y la ampliación pensamos que era constitucional. Esperamos que la Corte entienda lo mismo”, indicó el ministro de Gobierno, Dalmiro Garay.

En esa sala está el “enemigo número uno” del gobernador, el ministro Palermo, a quien Cornejo le ha atribuido varias de las críticas sobre el Poder Judicial por su perfil garantista. Pero también el mandatario tienen un aliado en la Sala II, el último juez que nombró para ocupar un cargo en el máximo tribunal, Valerio. A ellos se suma Adaro, cuya extracción sindicalista le da el perfil laboralista a la terna.

Esta resolución se da en medio del frenado proyecto para ampliar el número de jueces de la Suprema Corte, cuya intención era descomprimir el trabajo de la Sala II para que tenga competencia exclusivamente en lo penal y para que pueda resolver con mayor celeridad.

Si bien se mantiene un total hermetismo sobre el tema, se presume que el fallo sería favorable para el Gobierno, por lo que, finalmente, el ítem sería declarado constitucional, aunque podría reconocerle algunas situaciones puntuales a la Acción Procesal Administrativa (APA) que inició el Sindicato Unido de Trabajadores de la Educación (SUTE).

A raíz de este inminente fallo, el gremio docente realizó una convocatoria para concentrarse este miércoles a las 18 frente al Palacio Judicial. “Es una jornada de desagravio para plantear que si hay justicia, no puede haber ítem aula”, indicó el secretario gremial, Sebastián Henríquez.

En caso de ser favorable al Gobierno, desde el SUTE plantean “salir a la calle a pelear”, aunque desde que se incorporó el incentivo en cuestión, los trabajadores de la educación se vieron limitados en los reclamos por los descuentos. “Siempre estamos convencidos de que se gana en la calle con convicción y con sindicato presente. No ponemos grandes expectativas en la Corte; si el fallo no es todo lo favorable la pelea no se acaba, sigue”, concluyó el gremialista.

El reclamo de inconstitucionalidad ingresó a la Corte en abril del año pasado. La aplicación de este incentivo por decreto fue el inicio de la eterna pelea con los docentes y lo que le permitió al Gobierno casi eliminar los paros de los trabajadores de la educación.

En medio de la paritaria

Algunos señalan que si el fallo resulta favorable al oficialismo, podría complicar aún más las negociaciones paritarias, ya que al malestar se suma que el Gobierno envió el proyecto del ítem zona para que lo aprueben los legisladores y desde el gremio se manifestaron en contra.

Sin embargo, Garay consideró que, más allá de lo que resuelva la Corte, será “favorable” que se resuelva para que el tema se elimine de la mesa de discusión. “Salga como salga, en última instancia se quita un elemento de distorsión de la discusión, terminará sacando el conflicto”, indicó el ministro.

Por su parte, el director General de Escuelas (DGE), Jaime Correas, también espera un fallo “favorable” de la Justicia. “Estamos convencidos de que es constitucional”, declaró. “En dos años de aplicación, los resultados han sido muy positivos; la opinión pública, padres y docentes han visto que no sucedieron los males que se aventuraban”, señaló.

En ese sentido, el titular de Educación resaltó que el ausentismo docente “dejó de ser un problema principal” dentro del ámbito educativo, ya que hubo una caída de 40% de los días pedidos por los docentes.

Desde del SUTE adelantaron que rechazan un incremento de 14% en tres veces, como pretende otorgar el Ejecutivo. “Si el Gobierno se sienta a querer cerrar salarios a las apuradas y amenaza con un decreto en diciembre, nos está pidiendo a gritos que le anunciemos el no inicio de clases”, añadió Henríquez.