access_time 13:47
|
23 de mayo de 2007
|
|
JUSTICIA CIVIL

Se les cayó una rama sobre el auto y cobrarán 64.000 pesos

El municipio de Guaymallén fue condenado porque un sauce llorón provocó el grave accidente. Sufrieron heridas y reclamaron por daños.

    El Sexto Juzgado Civil condenó a la comuna de Guaymallén a indemnizar con 64.700 pesos a un matrimonio que sufrió un grave accidente, luego de que un árbol de grandes dimensiones se precipitara sobre el auto en el que circulaban. El siniestro ocurrió en la noche del 7 de febrero del 2000, cuando Ernesto José Vives y su mujer, Lina Elena Vázquez, circulaban en su Ford Falcon modelo 1970 por calle Tirasso, frente al conocido balneario Saucelandia. De improviso, una inmensa rama de sauce llorón cayó en el techo del automóvil.Vives no pudo controlar el rodado y terminó incrustado en otro árbol. Ambos ocupantes tuvieron heridas de consideración y el vehículo quedó casi destrozado.

    Una vez recuperada, la pareja demandó al Ejecutivo Provincial, a la Municipalidad de Guaymallén y a la Dirección de Recursos Renovables Naturales “por los daños materiales, daños físicos-incapacidad, gastos de farmacia, privación del uso del automotor, daño de la señora Lina Velázquez y daño moral”. De todas maneras, el juez Ricardo Yacante sólo encontró responsabilidades en la comuna guaymallina. Tras el choque, el matrimonio fue llevado de urgencia al Hospital Central, nosocomio en el que se determinó que Velázquez tenías heridas cortantes en la cabeza, excoriaciones en brazos y piernas, politraumatismos y pérdida del conocimiento.

    En tanto, el conductor presentó varios traumatismos y excoriaciones de tórax, heridas en el abdomen y golpes en la pierna izquierda. Peritos policiales estimaron, luego del choque, que Lina Velázquez padece 32 por ciento de incapacidad física y que su marido, cerca de 10 por ciento. En los argumentos que tuvo el magistrado a la hora de emitir sentencia se destaca que quedó acreditado, por peritos de la policía, que el accidente fue provocado por la caída del sauce llorón sobre el auto en que circulaba el matrimonio.

    Es por esto que las víctimas demandaron a la Dirección de Recursos Renovables Naturales y al Ejecutivo provincial. Respecto de la primera, el juez señaló que es una dependencia que depende del Ministerio de Obras Públicas y que no es un órgano descentralizado, por lo que no tiene autarquía ni personería jurídica. “En consecuencia, no tiene legitimación para estar en juicio”, resalta la sentencia. En tanto, respecto del Ejecutivo, según las leyes de arbolado público, explicó que “el cuidado, y mantenimiento de los árboles situados en rutas, cauces de riego o existentes en radios urbanos no es función” del Poder Ejecutivo.

    En lo que respecta al municipio de Guaymallén y su condena, el artículo 78 de ley 1.079 establece: “Los municipios deben tener el cuidado y conservación de los árboles”. Tras el accidente, y con la demanda iniciada, peritos de ingeniería agronómica informaron que no se pudo determinar la edad del mismo, aunque rondaría los 50 años, edad máxima de buen estado vegetativo para esta clase de árbol.Además, había sido quemado, producto del mal manejo que se realiza para combatir malezas, por lo que los árboles se deterioran y se debilitan los troncos.

    “En consecuencia, no queda duda alguna que la Municipalidad de Guaymallén ha incurrido en una falta de servicio respecto de su obligación de velar por la seguridad de los peatones y de mantener un adecuado mantenimiento del arbolado público”, destaca la resolución de Yacante. El juez estimó los montos que deben recibir los demandantes: 3.200 pesos por el auto y su uso, incapacidad, 40.000 pesos; gastos terapéuticos, 1.500 pesos, y daño moral, 20.000 pesos.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.