access_time 17:23
|
20 de junio de 2006
|
LÍDERES EUROPEOS

Revocan las sanciones a Cuba

La Unión Europea (UE) levantó las medidas diplomáticas contra Cuba para facilitar un proceso de diálogo político ?recíproco, incondicional, no discriminatorio y orientado a conseguir resultados?, en el marco de los ?cambios emprendidos por el presidente Raúl Castro?.

    La Unión Europea (UE) levantó las medidas diplomáticas contra Cuba para facilitar un proceso de diálogo político “recíproco, incondicional, no discriminatorio y orientado a conseguir resultados”, en el marco de los “cambios emprendidos por el presidente Raúl Castro”. Así consta en el borrador de las conclusiones elaborado por la Presidencia de turno eslovena, al que tuvo acceso Efe, y que recopila las opiniones expresadas hasta ahora por los países comunitarios sobre las acciones que debe adoptar la UE respecto de la isla.

    El levantamiento de las medidas coercitivas que se impusieron en el 2003 es algo que ha defendido España con el apoyo de la mayoría de los países de la Unión. Este fue el punto de partida de los ministros de Asuntos Exteriores durante la cena, en la que decidieron eliminar estas sanciones al régimen y volver a ofrecer un diálogo “global y abierto” sobre “todas las cuestiones de interés mutuo” y cuya efectividad sería evaluada dentro de un año.

    “Este proceso de diálogo debería incluir todos los ámbitos potenciales de cooperación, incluidos los sectores político, de los derechos humanos, económico, científico y cultural”, indica el proyecto. Según esta iniciativa, el Consejo reconoce “los cambios emprendidos hasta la fecha por el Gobierno cubano, apoya los cambios continuos de liberalización en Cuba y alienta a Raúl Castro a introducirlos, por coherencia con las intenciones que ha manifestado”. La propuesta checa, uno de los gobiernos más reacios a levantar las sanciones, se introduce también en el texto un “compromiso renovado” con la llamada posición común de 1996 y que significa que el diálogo con las autoridades cubanas debe ir siempre acompañado de conversaciones con la oposición.

    La UE se comprometería, además, a “destacar ante el Gobierno cubano su punto de vista sobre la democracia, los derechos humanos universales y las libertades fundamentales” y a pedirle que respete la libertad de expresión e información. Asimismo, los Veintisiete harían “un llamamiento al Gobierno cubano, para que mejore de forma efectiva la situación de los derechos humanos mediante, entre otras cosas, la liberación incondicional de todos los presos políticos, incluidos los que fueron detenidos y encarcelados en el 2003”. Precisamente, la entrada en prisión de los opositores estuvo en el origen de las sanciones impuestas por la UE en el 2003 y congeladas en el 2005.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.