access_time 15:53
|
27 de octubre de 2009
|
|
ENDEUDAMIENTO

Recursos: Iglesias y Jaque coincidieron en que hubo abandono de las provincias

El ex gobernador radical propone que Jaque arme un frente de combate junto a otros mandatarios.

    La reunión duró poco menos de una hora y, a pesar de estar pactado un breve encuentro con la prensa, el ex gobernador radical Roberto Iglesias se fue por el ascensor privado de la Casa de Gobierno, evitando hacer declaraciones. Es que si bien el contenido del encuentro se filtró por los laderos de Celso Jaque, ninguno de los dos pretendía que trascendiera. Sin embargo, cerca del mediodía, el radical, cada vez más enfrentado con el cobismo, accedió a revelar algunos detalles de la reunión, de la cual no se pudieron obtener imágenes.
    En lo que ambos coincidieron fue en la visión de que en los últimos seis años hubo abandono en la lucha de las provincias con la Nación. “Esto no sólo pasó en Mendoza, porque si las demás provincias hubieran logrado acordar un frente común, la cosa hubiera sido diferente”, remarcó Iglesias. Según el radical, el gobernador le brindó un amplio panorama de los reclamos que se han iniciado ante la Nación por los recursos no distribuidos o por aquellos sobre los cuales se ha ido relegando parte de la torta. Sin embargo, hasta ahora no hay respuestas positivas a ninguno de esos reclamos.
    El gobernador no quiso dar detalles del minicónclave pero, según comentó Iglesias, Jaque le aseguró que reclamará fondos a la Nación, en especial aquellos que están atrasados desde hace años, como los de Portezuelo del Viento, cuyos desembolsos llegan a cuentagotas y de acuerdo a certificados de obra que no avanzan de manera considerable. En relación a la posibilidad de que la Nación se haga cargo de parte del déficit de la Provincia para que el endeudamiento sea inferior a los 520 millones de pesos, Iglesias sostuvo que el gobernador no tiene precisiones, aunque sí se está gestionando.
LAS CULPAS. La pérdida de recursos para las provincias fue un proceso paulatino y, según Iglesias, se agudizó en los últimos seis años. Así, cargó contra las gestiones de su archienemigo Julio Cobos y también contra la administración del malargüino. Sin embargo, defendió a capa y espada la suya, donde más creció la deuda pública y donde los petrom pasaron a convertirse en parte del sueldo de los estatales, sin olvidarse del recorte de los sueldos que desató una catarata de juicios contra la Provincia, algunos de cuales debió resolver la administración cobista durante los últimos años de gestión.
    Al respecto, Iglesias se defendió argumentando que los petrom fueron los únicos bonos retirados del mercado durante la administración del gobernador que los creó y, además, devueltos con los intereses pactados. “Yo cancelé todo y los tuve que crear porque no había otro camino”, sostuvo el ex mandatario. El radical, quien pagó los intereses del Bono Aconcagua en tiempo y forma, defendió el crecimiento de la deuda pública puntualizando que parte obedeció a las cuasimonedas locales y nacionales, pero también a la crisis que afectaba a todo el país. El llamado que el propio Jaque le hizo para que se reunieran ayer surgió pocas horas después de que Iglesias le advirtiera, en una conferencia de prensa, que no iba a tolerar que la Provincia volviera a 1999, con una deuda que se tornara imposible de pagar. Así, recortaba los caminos hacia el endeudamiento, restando el apoyo que tanto necesita Jaque de parte de la oposición.
    El ex funcionario hizo estas y más declaraciones en el marco de la posibilidad que baraja el Gobierno provincial de endeudarse ante el déficit financiero en el cual se encuentra la Provincia. Hasta ayer no se sabía si Jaque citaría a otros ex mandatarios y desde el Ejecutivo sólo se ventiló que la intención era dialogar con el gobernador que vivió una de las peores crisis de Argentina.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.