River vence a Fluminense en Brasil
access_time 14:48
|
20 de marzo de 2007
|
|
RECLAMO

?Quiero justicia para mi hijo?

En el barrio Eva Perón de Las Heras se vivió una conmovedora jornada, horas después del entierro de Lucio Barroso (18), el joven Down asesinado de un piedrazo. Su madre reclama cárcel para los culpables.

    Rastros de dolor y consternación se evidenciaron ayer en la humilde casa en la que vivía con su madre y cuatro hermanos el joven Lucio Barroso (18), el joven con síndrome de Down asesinado de un piedrazo en la cabeza cuando regresaba a su domicilio con su familia en un taxi.

    El hecho ocurrió en la madrugada del domingo y los pedidos de justicia no tardaron en llegar por parte de los familiares de la víctima. Una piedra fue arrojada por delincuentes con la intención de asaltar el vehículo pero todo terminó en tragedia: Barroso, quien era querido por toda la gente del barrio Eva Perón de Las Heras, terminó muerto.

    Por el hecho hay tres personas detenidas y un prófugo. Pero los vecinos no tienen dudas acerca de la identidad de la cuarta persona en cuestión. Los datos aportados a la policía son contundentes, “porque sabemos quiénes fueron los responsables del crimen”, comentaron los vecinos.

    RECLAMO
. La madre de la víctima, Rosa Reinoso (50), tiene el alma destrozada y no hay quién la consuele. Mastica bronca e impotencia por el dramático arrebato de su hijo. Afligida, manifestó a este diario: “Quiero justicia para mi hijo, que vayan a la cárcel los culpables. Y ese que falta caer, la conciencia va a poder con él, porque conocía a mi hijo desde que eran chiquito”.

    Las palabras de Rosa se perdían en el aire debido a la afonía que padecía por tanta amargura vivida en estas últimas 48 horas. Pero su interlocutora,Mariela (28), una de sus hijas, enfatizó lo que su madre no podía decir: “No vamos a parar hasta ver a estos delincuentes presos, pero no presos por un rato para que salgan ahí nomás, sino que cumplan lo que se merecen. Con una buena pena”.

    De acuerdo al testimonio de algunos vecinos, se sabe con exactitud quiénes atacaron con piedrazos el taxi que llevaba a Lucio junto a su familia. “Todos los conocemos por sus apodos y no por su nombres, Lagrimita, El Ponja, El Nano”, se animó a señalar una vecina del barrio, quien, junto a otras personas, asistió al entierro de Lucio.

    Además, agregó: “Aquí (por el barrio), uno vive con el corazón en la boca. La policía jamás viene por estos lugares, es tierra de nadie. La inseguridad es como en todas partes, pero los efectivos aquí no vienen”. Fuentes policiales aseguraron que el proyectil que mató a Barroso pesaba cerca de 2,8 kilos. Esta piedra impactó de lleno en su cabeza, tras romper el vidrio de la luneta trasera del taxi.

    Por su parte, nada podía hacer ocultar la inmensa tristeza y el dolor que evidenciaba la hermana de Lucio, quien viajaba esa madrugada junto a su familia y la víctima. “Se sabe que son cuatro los involucrados en este asesinato y no vamos a descansar hasta verlos encerrados”, aseguró. En tanto, Rosa asintió con la cabeza y susurró en voz baja, porque ya no podía más con su dolor: “Conozco a quienes mataron a mi hijo”.

    El barrio lasherino Eva Perón quedó conmocionado por el horrendo episodio y dejó inundado el ambiente de amargura e impotencia por la muerte inesperada de alguien tan querido por todos los lugareños. Una piedra terminó con el sueño de un chico que aspiraba a tener más de lo que tenía para el bienestar de su familia, a quien le gustaba jugar al fútbol, que divertía a quienes lo rodeaban, que buscaba siempre dinero a través de su trabajo, que amaba la música, que planeaba formar una familia.

    Ahora, toda la rabia de una familia que reclama a viva voz justicia. Los que habitan esa zona de Las Heras coincidieron en que existe una modalidad para delinquir. Los delincuentes atacan a piedrazos a taxistas o vehículos que, presumiblemente, trasladan dinero en efectivo.

    Una vez que detienen la marcha del rodado, inmediatamente son abordados por los malvivientes para sacarle, a punta de pistola, todo lo que llevan. Aunque varios casos fueron denunciados por este tipo de asalto en las inmediaciones, la policía aún no ha podido dar con los malhechores que operan con esta nueva modalidad.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.