access_time 14:00
|
14 de agosto de 2019
|

Próvolo: por qué se volvió a postergar el debate

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1565798849210Armando%20G%C3%B3mez.jpg

Si bien un nuevo estudio psicológico y psiquiátrico determinó que Armando Gómez conoce el lenguaje de señas y entiende lo que ocurre en el juicio, su abogada insiste que es analfabeto y que no puede defenderse. El tribunal pasó a un cuarto intermedio por tiempo indeterminado.

Un nuevo estudio psicológico y psiquiátrico a Armando Gómez, el imputado hipoacúsico acusado de cometer abusos sexuales en el Instituto Próvolo junto a dos sacerdotes, estableció que conoce el lenguaje de señas, que se comunica de esa manera y que comprende lo que ocurre en el debate.

Aunque desde la defensa se empeñan en poner en duda esta capacidad y revelaron que el ex jardinero sufrió violencia intrafamiliar y que es analfabeto, lo que le impediría comprender el desarrollo de la audiencia.

Con las primeras conclusiones del análisis realizado por la Facultad de Ciencias Médicas se reanudó el juicio este miércoles. De todas formas, como resta el informe final, el Tribunal Colegiado N° 2 no tomó ninguna resolución respecto de la continuidad o no de Gómez en el debate.

Otra de las particularidades de esta jornada fue que en lugar de los taquígrafos que había solicitado la defensa del sacerdote Nicola Corradi, se utilizó un software para traducir en tiempo real las filmaciones de las Cámaras Gesell.

La semana pasada se resolvió que esa era la modalidad en la que se tomará contacto con los testimonios para no revictimizar a los 11 ex alumnos, por lo que se emitieron las filmaciones de las Cámaras Gesell.

Una vez que se acordaron las metodologías en la que se iba a llevar adelante la asistencia al sacerdote italiano, quien asegura que no escucha, los magistrados Carlos Díaz, María Alejandra Ratto y Mauricio Juan comenzaron a analizar el testimonio de las víctimas, que oportunamente detallaron los hechos perpetrados en el instituto Próvolo ocurridos durante el dictado de las clases y también el albergue.

Ver también: Próvolo: sin taquígrafos, se reanudó el juicio

Una víctima nombró a Gómez y frenaron el juicio 

Luego de que se dio a conocer a las partes el avance pericial de Gómez, se emitió una de las Cámaras Gessell en donde la víctima señalaba en esos hechos a los curas Nicola Corradi y Horacio Corbacho.

Sobre el final, se mencionó a Gómez y cómo todavía no se resolvió si es capaz o no de estar en el proceso, se aplazó la continuidad de la audiencia hasta que se analice tanto la pericia de la Facultad de Medicina, como la que presentó la defensora Alicia Arlortta con la colaboración del equipo de la Defensoría General de la Nación.

Ver también: Así es la vida tras las rejas de los presos del caso Próvolo

Debido a la discapacidad en la comunicación de los denunciantes, un cuerpo de intérpretes asiste a los magistrados.

Para resguardar la integridad de los demandantes se implementó un dispositivo de Salud Mental y con la Dirección General de Escuelas para asistirlas durante el juicio y también para custodiar los establecimientos escolares donde continuaron sus trayectorias escolares.

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.