Esta es una de las varias acciones que implementarán el Ministerio de Seguridad y la Subsecretaría de Turismo para fortalecer los operativos y los controles de seguridad durante las vacaciones. Las medidas integrales se mantendrían para todo el 2007. La red de comunicación vincula a la policía de Mendoza con la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómico. Ambas entidades coordinarán que los turistas encuentren una solución inmediata ante cualquier acto delictivo. De esta forma, ante un hurto u otro hecho de inseguridad, el turista podrá acercarse con rapidez a un hotel o restaurante para pedir ayuda.

      El conserje o dueño del local se comunicará, mediante un número de teléfono privado, con la comisaria principal de Capital. Así se descomprime el tiempo de la denuncia y se facilitan los trámites al damnificado. Este servicio es complementario al servicio de emergencia 101. Otro de los anuncios que se dio a conocer ayer es el funcionamiento, desde la semana próxima, de un destacamento policial en la terminal de ómnibus Del Sol.