access_time 07:23
|
18 de junio de 2019
|

Proponen enseñar Ajedrez en las escuelas mendocinas

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1560790885128ajedrez-644x362.jpg

Mientras un proyecto se presentó en la Legislatura, algunos profesores ya se están capacitando para enseñarlo en sus materias o aplicarlo a la instrucción.

En un aula de un Cens de San Martín, alrededor de un tablero de ajedrez, varios profesores escuchan a un instructor y toman notas sobre cómo podrían implementar este deporte en sus clases. En otras, distintos alumnos lo juegan como parte de la materia o en un taller dado por la escuela.

Este es un panorama cada vez más común en Mendoza, debido a las distintas iniciativas que existen por parte de organizaciones estatales y deportivas para que el ajedrez forme parte de la educación general, ya sea desde el lado recreativo, competitivo o cognitivo.

Hace algunos días, las senadoras Daniela García y Mariana Caroglio presentaron un proyecto en la Legislatura para garantizar la implementación de la enseñanza del ajedrez en las escuelas primarias y secundarias, colocando este deporte como materia optativa dentro del Nivel Primario y del Nivel Medio, en los establecimientos educativos que lo soliciten.

Las reglas

El funcionamiento propuesto para la primaria es que se implemente en el segundo ciclo, con instructores que trabajen en pareja pedagógica con el docente que lo requiera, mientras que en la secundaria podrá ofrecerse como materia optativa o como taller extra curricular y los profesores trabajarán individualmente o al igual que en el nivel primario.

Estos instructores serían capacitados y evaluados, buscando garantizar la idoneidad, con cursos que dicte la Dirección General de Escuelas (DGE), quien también especificará los requisitos que deberán cumplirse para estar habilitados. Además, el proyecto incluye la compra de sets de ajedrez, junto con tableros murales y bibliografía específica para equipar las escuelas.

"En Mendoza existen más de 100 escuelas donde se aprende y practica ajedrez, con distintas modalidades y bajo diferentes órbitas; en el país, cada vez más provincias lo incorporan en sus Planes de Estudio", señalaron las autoras. 

En las bases del proyecto, García y Caroglio señalaron que cientos de estudios y publicaciones de diversos especialistas avalan al ajedrez como un instrumento educativo, capaz de desarrollar capacidades cognitivas y psico-sociales, "siendo estas pilares en la consolidación de una educación integral del sujeto".

"Existe un consenso generalizado sobre el impacto directo que tiene la enseñanza del ajedrez en el desarrollo neuronal, mejorando la capacidad de concentración, la memoria, el pensamiento tempoespacial, el análisis de variables, el cálculo riguroso, el razonamiento, la deducción", agregaron.

Colocando las piezas

Actualmente hay programas en marcha que también apuntan a una inclusión general del ajedrez en las clases. 

Nicolás Marengo es coordinador provincial del Programa de Ajedrez Educativo, dependiente de la DGE. En compañía de la Dirección de Educación Permanente de Jóvenes y Adultos (DEPJA), el instructor ha capacitado a casi 100 profesores de Matemática para que puedan utilizar este deporte como herramienta.

"El ajedrez un vehículo de desarrollo cognitivo y de las actividades psicosociales. Se trabaja el razonamiento, la memoria, el análisis; además de estar muy vinculado a la toma de decisiones", evaluó Marengo. Actualmente, como parte del objetivo de promover este juego en las escuelas, el Programa también lo enseña en distintas escuelas del interior de la provincia y equipa a los establecimientos.

"Dejamos la semilla del ajedrez para que lo puedan continuar jugando cuando nos vamos. Hay muchos directores que quieren incorporarlo en sus escuelas y no tienen cómo", señaló.

Mientras tanto, Pablo Sosa, profesor de matemática y ajedrez en la escuela Nolo Tejón, de Las Heras, estableció distintas relaciones entre su materia y este deporte. "En ambos hay que pensar y tenés un ida y vuelta: es un desafío por resolver algo; el proceso aprender a aprender", sintetizó.

Sosa indicó que la tarea para incluirlo en las clases consiste en buscar las oportunidades que dan los distintos temas, como la geometría, los ejes cartesianos, "incluso, dentro de la práctica, las estimaciones y el cálculo de las probabilidades".

Prejuicios en jaque

Desde la Federación Cuyana de Ajedrez, Fabricio Sánchez destacó lo positivo que tendría para los alumnos darle seriedad curricular a este deporte, pero añadió también cómo ayudaría a la visión que la sociedad tiene sobre el mismo.

"Hay mucho desconocimiento del ajedrez, lo que despierta prejuicios. Que es para inteligentes, para gente con plata o que es aburrido. Nosotros vamos incluso al Borbollón a armar torneos y enseñarlo", resaltó.

Para Sánchez, los beneficios de incluirlo, más allá de lo mencionado anteriormente, está en los valores. "Las metas se logran con trabajo duro, se tiene que pensar antes de actuar, las decisiones deben evaluarse y hay que acatar el reglamento", finalizó.

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.