access_time 16:33
|
9 de enero de 2020
|
|

Relaciones

¿Por qué las parejas discuten más en vacaciones?

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1578598226567vacaciones-en-pareja.jpg

Los conflictos pueden estar motivados por la necesidad de vivir de forma individual parte de estos días de desconexión.

Los primeros días de enero son para muchos, la posibilidad de un merecido descanso, y de aprovechar estos idílicos días para desconectar de los problemas y las obligaciones y realizar una pequeña escapada en pareja que puede prometer ser inolvidable. Sin embargo, a pesar de ser un tiempo dedicado exclusivamente al disfrute, las discusiones y las tensiones suelen aflorar en las parejas cuando salen de sus rutinas.

Principales motivos de conflicto

No cabe duda de que las discusiones pueden poner en peligro la armonía de las vacaciones y, por supuesto, la estabilidad y bienestar de la relación. Decidir qué hacer, no conseguir desconectar del trabajo y hasta hacer la valija son algunos de los motivos que generan un mayor número de conflictos, según Musement. Y es que la plataforma de reserva de actividades de España, ha realizado una encuesta para tratar de esclarecer las principales causas por las que discuten las parejas cuando pasan tiempo de ocio juntas. Entre ellas se encuentran:

1.     Decidir qué hacer

2.     No desconectar del trabajo

3.     Perderse

4.     Hacer la valija

5.     ¿Dónde comemos?  

6.     El dinero

7.     Más tiempo, más discusiones

Según Raúl Padilla, psicoterapeuta especializado en sexología y terapia de pareja, las discusiones en vacaciones pueden estar motivadas por la necesidad de vivir al menos parte de estos días de desconexión de forma individual, con espacio propio para disfrutar de tiempo libre alejado de quien nos acompaña el resto del año, para luego poder juntarnos. "La pareja son dos personas que deciden iniciar un periodo vital unidos, pero no deberían olvidarse de su individualidad y de que necesitan tiempo para ellos. Cuando se producen roces y saltan chispas es que no sabemos gestionar nuestro tiempo libre en pareja y convertirlo en tiempo de calidad", explica el especialista. Los acuerdos, la capacidad para pedir espacio y para concederlo con una sonrisa son vitales en vacaciones. "No es que se prefiera estar solo que en compañía de la pareja, sino que es mejor echar de menos que echar de más", continúa el experto.

No todo se tiene que hacer en compañía

La rutina  puede ayudar a mantener unas relaciones estables, aunque pueda parecer contradictorio. A veces, en vacaciones se suele huir de todo lo cotidiano y esto puede ser contraproducente. Realizar actividades en soledad como se haría cualquier día normal: disfrutar de una película, practicar deporte, salir a tomar el aire... ¡No es necesario que todo se haga en compañía! Planifica una serie de actividades que te gustaría hacer y compartilo con tu pareja, sin dejarlo todo en manos de los demás ni imponer nada a nadie.

 

Repartir las tareas

Llevas todo el año viviendo con tu pareja, pero ahora es cuando más te molesta cómo se comporta en casa. La cosa cambia cuando no se tiene que hacer nada y, sin las horas que se suelen pasar fuera por el trabajo, muchos se dan cuenta de cada pequeño detalle. Por eso es muy importante repartir las tareas en el alojamiento en el que se esté vacacionando y comprometerse a mantener el orden o plantearse contratar un servicio por horas. En cuanto a la comida, es mejor dejarla preparada por la mañana, aunque también se puede analizar la posibilidad de ir a comer fuera o pedirla a domicilio. ¡No pases las vacaciones en la cocina!

No te preocupes por los gastos

El dinero es otro de los principales motivos por los que se discute en vacaciones. No llevar un control exhaustivo de los gastos y generar conflictos por quién paga suele detonar este tipo de disputas. Existen numerosas apps que permiten repartir las cuentas de los gastos del viaje, como Settle Up o Splitwise. Si no se llega a un acuerdo, las matemáticas les permitirán decir quién paga.

Disfrutar del tiempo a solas con la pareja

El verano da tantos estímulos que, a veces, a muchos se les olvida dedicar tiempo a solas a su pareja. Buscar momentos en sitios en los que te sientas más romántica: en el agua, en la playa. ¿Por qué no encender unas velas en la habitación, poner unos pétalos de flores, descorchar una botella de un buen espumante y sorprender a tu compañero con algún detalle?

Para poder disfrutar de tiempo libre de calidad en pareja, el psicoterapeuta asegura que las herramientas son "el diálogo, la presunción de buena fe y de que la otra persona está en la pareja porque desea seguir en ella. Mi consejo para las parejas que ven cómo su tiempo libre se escapa en discusiones estériles es que, desde su individualidad, piensen qué les gustaría hacer en su tiempo libre y, dentro de estas actividades, qué lugar quiere o puede tener su pareja. Después hablar claramente de ello advirtiendo que la intención de la puesta en común no es criticar a la otra persona, sino buscar la comodidad dentro de la pareja", explica Raúl Padilla.

Una vez que ambos miembros de la pareja tienen claro lo que quieren en su tiempo libre solo es cuestión de llegar a acuerdos, algo tan sencillo y a veces tan complicado, como es disfrutar de las fechas más señaladas del calendario.

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

© 2019 Copyright.