access_time 19:56
|
7 de agosto de 2022
|
|
Investigación en Homicidios

Los detalles del intento de femicidio y asesinato que sacudió a un barrio de Godoy Cruz

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1659904962103PORTADA%20Saavedra%20y%20Peralta.jpg
Saavedra, el detenido, y Ricardo Peralta, víctima fatal del hecho.

Gonzalo Saavedra fue imputado por el crimen de Ricardo Peralta y por tratar de matar a su ex novia, durante un brutal ataque ocurrido la madrugada del sábado. Un hijo de la víctima fatal también fue herido y está grave. El sospechoso se quiso suicidar.

Una vez más, un caso de violencia de género terminó en muerte en Mendoza. A sólo seis días del brutal ataque a una familia de Rivadavia que culminó en el femicidio de Karen Ríos, un hecho de similares características ocurrió en Godoy Cruz.

En esta ocasión, la víctima fatal fue Ricardo Abel Peralta Ferreyra, quien fue asesinado el sábado en su casa del barrio Brasil. El autor también acuchilló a uno de sus hijos, amenazó a su nieto de 11 años y quiso matar a una joven, quien estaba en compañía del padre del niño. 

Justamente, el presunto agresor, identificado como Gonzalo Nahuel Saavedra Montenegro (20), es la ex pareja de la chica. Fue detenido en las inmediaciones de la escena y tanto los testigos como las víctimas lo marcaron como el autor de los hechos. 

Fuentes judiciales revelaron que la hipótesis de la fiscal de Homicidios Claudia Ríos, quien lidera la investigación, es que el sospechoso fue hasta el domicilio de la familia Peralta con intenciones de atentar contra la vida de su ex, después de enterarse de que mantenía una relación casual con un vecino.

Debido a que la joven, con quien tiene una hija en común, se resistió y pidió auxilio a los gritos, no logró su cometido y escapó a través del patio. Allí se topó con el hombre de 65 años y lo ultimó a puñaladas para continuar la huida, agrega. 

Saavedra, conocido como el Mota, quedó comprometido en el expediente por las pruebas recolectadas, entre las que se encuentra el cuchillo de grandes dimensiones utilizado como arma homicida que fue hallado en el techo de una vivienda contigua. 

Luego de ser detenido, el sindicado matador intentó suicidarse ahorcándose con una remera mientras estaba alojado en la Comisaría 27ª. Por eso, debió ser internado en un hospital psiquiátrico.

Durante la tarde de este domingo, la fiscal Ríos lo imputó por homicidio simple, homicidio agravado por mediar violencia de género en grado de tentativa (intento de femicidio), homicidio simple en grado de tentativa y amenazas agravadas, todo en concurso real. 

Se espera que en las próximas horas la representante del Ministerio Público defina si Saavedra permanecerá internado en el nosocomio de salud mental o pasará a prisión.  

Salvaje ataque

La reconstrucción que hicieron los detectives del caso sostiene que faltaban algunos minutos para las 4.30 del sábado, cuando Fernando Peralta (32) se encontraba tomando unas cervezas junto a dos amigos en la vereda de su casa de calle Gorriti al 1200. 

Los dos jóvenes decidieron ir a comprar otras botellas a un comercio de la zona, pero Peralta no los acompañó e ingresó al inmueble. Fue en ese instante que, de acuerdo con las testimoniales, Saavedra irrumpió en el lugar portando un cuchillo y atacó a Fernando, provocándole cortes en los brazos, el pecho y el cuello. 

Acto seguido, el sospechoso se dirigió a una de las habitaciones y comenzó a golpear la puerta para romperla y abrirla. En el interior se encontró con el niño de 11 años, a quien lo amenazó con el arma blanca. 

Los ruidos alertaron a Lucas, hermano de Fernando y padre del menor, quien se encontraba en otro de los dormitorios junto a la ex pareja de Saavedra. El chico se encontró a su familiar herido y pensó que habían entrado a robar a la vivienda, por lo que salió corriendo hacia la calle para pedir auxilio

De la investigación surge que esa situación fue aprovechada por el Mota para dirigirse hacia la habitación en la que estaba su ex, a quien agredió con el arma blanca e intentó estrangular. 

Ante la resistencia y los gritos de la víctima, el señalado autor optó por darse a la fuga a través del patio de la casa. Pero allí se encontró con Ricardo Peralta y lo atacó a puñaladas, con el objetivo de continuar el escape. 

Casi al mismo tiempo, Lucas había advertido a un patrullero que iba pasando por calle Perón, por lo que policías sorprendieron a Saavedra cuando estaba trepando la medianera, mientras Ricardo Peralta agonizaba en el piso. 

Los efectivos siguieron al sujeto por calle Alas Argentinas y le dieron alcance en el cruce de calles Carutiba y Florianápolis, a unos 100 metros de la escena. 

Posteriormente, una ambulancia del Servicio de Emergencias Coordinado (SEC) arribó al lugar y confirmaron el deceso de Ricardo Peralta. 

Su hijo, Fernando, fue llevado en taxi al Hospital Lagomaggiore, donde ingresó de urgencia al Quirófano por las heridas que sufrió y quedó internado en grave estado. 

En tanto, a la ex novia de Saavedra la trasladaron hasta la Comisaría 50ª para resguardarla y se constató que tenía algunas lesiones cortantes en los brazos (defensivas) y marcas en el cuello. 

Por último, durante las tareas en el teatro del hecho, personal de la Policía Científica localizó el cuchillo que habría utilizado el autor en el techo de una casa vecina. 

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.