access_time 18:11
|
27 de octubre de 2021
|
|
Debate por jurados

Juicio al "hombre gato": los impactantes detalles de la necropsia de las víctimas

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1547648751329perdidas.jpg
Lily Pereg y Pyrhia Saroussy eran inseparables.

Un perito del Cuerpo Médico Forense describió cómo fueron asesinadas la madre y la tía del acusado. También reveló que, tras su muerte, les atravesaron varios hierros sus cuerpos.

Una nueva jornada del juicio por jurados contra Nicolás Gil Pereg (39) se desarrolló este miércoles en el Polo Judicial, por el doble crimen de su madre Pyrhia Saroussy (63) y su tía Lily Pereg (54), ocurrido en 2019 en Guaymallén. 

La audiencia contó con las declaraciones de dos vecinos del acusado; una ex novia, que reveló que odiaba a los gatos; un funcionario de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMAC), que detalló las armas que tenía Pereg y de un efectivo de la Policía Científica. 

Pero la declaración más impactante la brindó un perito que participó de la necropsia que realizó el Cuerpo Médico Forense sobre los cadáveres de las víctimas y detalló como fueron asesinadas las hermanas, así como también las escabrosas lesiones post mortem que les fueron provocadas. 

"Los dos cuerpos llegaron a la morgue judicial cubiertos de barro y en avanzado estado de putrefacción" comenzó relatando el médico legista, quien explicó que las condiciones en las que se encontraban dificultaron determinar la fecha de muerte, pero que fue entre 10 y 20 días antes del hallazgo.

Ante el jurado, el perito especificó que las causas de muerte de las víctimas. Con respecto a la madre de Pereg, reveló que fue estrangulada con un lazo, ya que presentaba marcas coincidentes con ese tipo de ataque en la piel del cuello. También presentaba signos que daban cuenta de que existió una lucha y golpes. 

Mientras que la tía del acusado fue ultimada de tres orificios de proyectil de arma de fuego, uno de los cuales impactó en la mama izquierda y fue letal, ya que le afectó los vasos sanguíneos, el pulmón y el corazón, provocándole un shock hipovolémico.

Asimismo, el perito describió las lesiones post mortem que le fueron provocadas a las mujeres, ya que los cuerpos tenían varios hierros atravesados en diferentes sectores. 

Uno de los cadáveres presentaba una barra de metal que le ingresaba por la oreja y salía por la parte posterior del cráneo, mientras que otros cuatro fueron atravesados por la vagina y por el ano, los cuales llegaban hasta el abdomen.

El otro cuerpo presentaba lesiones similares, pero tenían salida por el tórax y la espalda, agregó el testigo. 

Tapados con piedras y madera

Un efectivo de la Policía Científica que participó de diferentes allanamientos en el predio de Pereg aportó detalles sobre los indicios que fueron detectados y que permitieron hallar los cadáveres de las mujeres. 

"En el hall encontramos una bolsa de cemento con sálpicas de sangre y en la habitación del fondo, los cadáveres enterrados bajo tierra y piedra bola y cubiertos con madera de encofrar", explicó el funcionario policial.

Además, contó que en el interior de un gorro pescador estaban ocultos los pasaportes de las víctimas, sus tarjetas de crédito y otras documentaciones.

Armado hasta los dientes

Una de las situaciones que más llamaron la atención durante la investigación en contra de Pereg, fue la cantidad de armas de fuego con las que contaba y que tenía en su poder la habilitación para portarlas, una certificación que suele ser difícil de conseguir en el país.

Por ese motivo, fue citado un funcionario de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMAC), quien explicó que Pereg obtuvo en mayo de 2014 la Credencial de Legítimo Usuario (CLU).

"Comenzó dentro de la categoría A1, con 9 armas registradas a su nombre. En mayo de 2016, pasó a la categoría A2, que permite tener entre 10 y 49 armas y en ese momento tenía 46 armas”, refirió. 

El testigo puntualizó cómo se manejaba el israelí cuando realizaba los trámites en ese ente: “Llegaba muy temprano, a veces incluso esperaba afuera a que abriéramos. Él prefería que lo atienda una de nuestras empleadas. Se manejó siempre con mucha corrección, preguntaba y estaba atento". 

Al ser consultado sobre una posible insanía mental por parte de Pereg aseguró que "No estaba fuera de sí". Y agregó que "llevaba el dinero en bolsitas de nailon, dinero argentino, dólares y euros.".

Aunque aclaró que le llamó la atención el cambio de aspecto que tuvo el acusado a comienzos en enero de 2019, cuando ocurrió el doble crimen: "Antes de ese momento lucía rastas y luego apareció rapado, con un mejor aspecto respecto a como venía casi siempre”.

El caso

Pyrhia Saroussy y Lily Pereg, fueron halladas enterradas el sábado 26 de enero de 2019 en la propiedad del imputado, frente al cementerio de Buena Nueva, Guaymallén.

Las víctimas llevaban dos semanas desaparecidas, tras llegar a Mendoza para visitar al hijo de la mayor de ellas.

Justamente, fue el acusado quien radicó la denuncia por el paradero de ambas, aunque terminó transformándose en el principal sospechoso de la desaparición. 

Tras hallar manchas de sangre en su casa y constatar con un cotejo de ADN que pertenecía a las hermanas, Pereg fue detenido e imputado por homicidio agravado por el vínculo y homicidio agravado por el uso de arma de fuego, calificación que prevé como única pena la prisión perpetua y con la que llegó a juicio. 

La Fiscalía, a cargo de Fernando Guzzo y Claudia Ríos, buscará que el jurado llegue a un veredicto por la pena máxima, mientras que la defensa intentará demostrar que su cliente es inimputable.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.