access_time 20:07
|
11 de abril de 2021
|
|
Investigación

Crimen en Las Heras: el silencio de un barrio atemorizado y el testigo que no aparece

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1618174542601Portada%20Paton.jpg
Paton había cumplido 18 años en enero.

Por miedo a represalias, los testigos del asesinato de Tomás Paton no aportaron información a los detectives. Buscan a un amigo que estaba junto al chico cuando lo atacaron.

Era sábado por la noche y las calles del barrio 20 de Julio de Las Heras estaban llenas de jóvenes y familias que disfrutaban las últimas horas para circular antes de las restricciones que empiezan a regir pasada la medianoche, por la segunda ola del coronavirus.

Pero la tranquilidad se vio quebrantada por una serie de detonaciones de arma de fuego.

El ataque armado, frente a la presencia de varios testigos, terminó con la vida de Tomás Ignacio Paton, quien se encontraba junto con un amigo entre las manzanas G y H del complejo, ubicado al este del Estadio General San Martín de Huracán Las Heras.

La víctima, que había cumplido 18 años el 16 de enero, recibió un balazo que le ingresó por el ojo izquierdo y lo atravesó hasta salir por la nuca. Estuvo varias horas internada en el Hospital Central, hasta que falleció entrada la madrugada de este domingo.

En la escena se vivieron momentos de tensión y angustia, ya que la familia del chico llegó rápidamente a la escena, porque residen en la manzana C, localizada a escasos metros. 

Pero sus parientes poco pudieron aportarle a los primeros uniformados que llegaron al teatro del hecho. Con la misma situación se encontraron los detectives del caso cuando comenzaron con las averiguaciones y los vecinos se negaban a colaborar con información sobre los autores. 

Sólo alcanzaron a decir que escucharon varios disparos y a posterior el sonido de una moto que salió a toda velocidad, motivo por el que estiman que los autores se movilizaban en un rodado menor.

Ante la escasa información, a los pesquisas de la causa, que lidera el fiscal de Homicidios Gustavo Pirrello, sólo les queda esperar que la situación se calme en el barrio. 

Como suele pasar cuando hay un hecho de esas características, en las que pueden haber intervenido personajes peligrosos de la zona, los lugareños se llaman al silencio por miedo a sufrir represalias por parte de los propios autores, explicaron fuentes policiales. 

Una de las claves para poder avanzar en la investigación puede ser el amigo de Paton, quien fue testigo presencial del ataque letal. Sin embargo, aún no se ha logrado localizarlo para que declare en el expediente.

Otro dato que no pasó desapercibido para los detectives, es que en la escena se recogieron varias vainas servidas de 9 milímetros, por lo que establecieron que los agresores utilizaron una pistola de ese calibre.

Por lo general, ese tipo de arma suele ser utilizada por organizaciones delictivas con peso en las zonas "calientes" de la provincia, tal como es considerado ese sector lasherino. 

El hecho

Corrían las 22 del sábado cuando un llamado ingresó a la línea de emergencias 911 para alertar sobre un herido de arma de fuego en el interior del 20 de julio. 

Cuando personal de la Unidad Especial de Patrullaje Las Heras (UEP) arribó al lugar, encontraron a Paton, en posición decúbito dorsal sobre el asfalto, con una herida en el ojo izquierdo y con abundante pérdida de sangre.

Junto a la víctima estaba una joven, quien se encontraba en estado de shock y con gritos desesperados le explicó a los policías que era la hermana.

Ante el crítico estado del chico, se solicitó una ambulancia del Servicio de Emergencias Coordinado (SEC), que lo trasladó al Hospital Carrillo. Allí, los médicos lo estabilizaron, pero lo derivaron al Central para que reciba la atención correspondiente. 

En el nosocomio de calle Alem de Ciudad, Paton permaneció alojado, hasta que alrededor de las 2.45 dejó de existir, pese a los esfuerzos de los profesionales de la salud.

Por su parte, en el lugar del hecho trabajó personal de la Policía Científica y de la Unidad Investigativa Departamental Las Heras (UID).

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.