access_time 03:57
|
25 de septiembre de 2010
|
|

O cae la ley o cae el Gobierno

El Poder Ejecutivo nacional presentó un proyecto de ley que tiene como principal objeto eliminar el monopolio de los medios de comunicación en Argentina

    El Poder Ejecutivo nacional presentó un proyecto de ley que tiene como principal objeto eliminar el monopolio de los medios de comunicación en Argentina. Debemos puntualizar, como dice Adolfo Pérez Esquivel, premio Nobel de la Paz, que ?esta no es una ley K?. Nosotros agregamos que es una ley para millones de argentinos que están cansados de escuchar una sola voz. Esta medida provocó la inmediata respuesta de los grupos concentrados de la economía a través de los grandes medios de comunicación, profundizando su embestida en su intento evidente de deslegitimar un gobierno constitucional.

    Mientras algunas expresiones de la oposición acompañarían esta medida con algunas modificaciones, como el Partido Socialista, otras fuerzas políticas y referentes (Julio Cobos, Francisco de Narváez, Mauricio Macri, Elisa Carrió), con un verdadero afán golpista y evidenciando públicamente cuáles son los intereses que realmente representan, secundaron a los medios en su embestida contra el Gobierno. Habiendo fracasado exitosamente el intento de orientar la opinión pública en contra de la nueva ley, como quedó evidenciado en las distintas audiencias públicas en las que más de 80% de los expositores defendieron la iniciativa, y sumado a esto el hecho de que el proyecto probablemente obtenga un dictamen favorable en la Cámara de Senadores, los malos se están convenciendo de que las vías institucionales no son propicias para sus objetivos.

    Conocemos cuál es la reacción de los grupos concentrados de la economía y sus medios de comunicación en situaciones análogas a las que estamos viviendo, como se pudo ver en el fallido golpe de Estado en Venezuela, en el intento de golpe en Bolivia y en el efectivo golpe en Honduras, donde, en todos los casos, los golpes han sido legitimados por los medios de comunicación. En Mendoza, al grupo del peligroso empresario Daniel Vila, que no solamente se ha apropiado en forma ilegal de 40 hectáreas de la UNCuyo, sino que también está ligado al cubano-americano Mas Canosa (CIA), vínculo que le ha permitido expandir su multimedio hacia Perú y Bolivia, últimamente se lo ha escuchado amenazando con hacerles pagar patrimonialmente a los legisladores que aprueben dicha ley.

    ¿Creen que somos estúpidos? Si en Argentina hizo falta un golpe de Estado que desapareciera 30.000 personas para modificar el sistema económico y así la rosca oligárquica pudiera obtener cuantiosos beneficios, sabemos que es esa misma rosca integrada por los grupos concentrados, el sistema financiero, los dueños de la tierra, quienes no tienen problemas en estos días para impregnar su discurso y acción política con un sentido destituyente, que persigue la renuncia de la presidenta de la Nación. Tenemos información certera de que, en caso de que se apruebe la ley, se intentará dar un golpe de Estado mediático como en Honduras, acompañado por los Cobos, los De Narváez, los Mariano Grondona, las Mirtha Legrand.

    En la universidad nos encontramos con distintas agrupaciones cómplices de este plan destituyente, como Franja Morada, al punto que prefieren enfrentar en términos públicos el proyecto de ley, simplemente porque proviene de un gobierno al que ellos enfrentan, buscando que su candidato Cobos asuma la presidencia para recuperar los cargos perdidos luego de la gestión del Chupete Fernando de la Rúa. Aquellos que hoy en día son indiferentes a estos acontecimientos son los mismos que tiempo después lamentan las pérdidas humanas y andan ?reclamando? en nombre de los derechos humanos, cuando este es el verdadero momento de actuar para evitar que esto suceda.

    Nuestra posición ha sido publicada ?aún habiendo participado en la audiencia pública en el Congreso de la Nación? en Pagina/12 y las revistas Veintitrés y Debate, ninguno de estos medios, parte de los grupos monopólicos. Desde el centro de estudiantes alertamos a la comunidad universitaria sobre la posibilidad cierta de un golpe de Estado que frene la democratización hacia adonde va Argentina. Para debatir esta situación realizaremos una cena foro mañana en el Club Unión Ferroviarios a las 21. Los estudiantes y los pueblos son pacientes y pacíficos pero, hartos de soportar lo insoportable, suelen hacer tronar el escarmiento.

TEMAS:

Opinión

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.