access_time 23:22
|
20 de octubre de 2009
|
|
PROBLEMÁTICA VECINAL EN LUJÁN

?Nuestras casas parecen un sonajero?

Desde hace poco más de un mes que para los vecinos de los barrios Carbometal y Las Glicinas, en Carrodilla, Luján de Cuyo, la vida no es la misma. Y es que la tranquilidad de sus hogares fue abruptamente interrumpida por el trabajo de una máquina aplanadora que hace vibrar todo el vecindario.

Desde hace poco más de un mes que para los vecinos de los barrios Carbometal y Las Glicinas, en Carrodilla, Luján de Cuyo, la vida no es la misma. Y es que la tranquilidad de sus hogares fue abruptamente interrumpida por el trabajo de una máquina aplanadora que hace vibrar todo el vecindario. Esta compactadora está siendo utilizada por la empresa Stornini SA, que está a cargo del emprendimiento Vistapueblo, un futuro complejo habitacional privado colindante con los barrios en cuestión. Pero el temblor de las estructuras no es el único problema que los vecinos dicen tener, sino que, además, por tratarse de un terreno 14 hectáreas donde antes se ubicaba una finca con viñedos abandonados, tras el movimiento de tierras el vecindario se ha visto invadido por vinchucas, cucarachas, lagartijas y pericotes.


    Igualmente, desde que comenzaron los trabajos en Vistapueblo, se tendió a lo largo de estos barrios un cierre perimetral con tela olímpica que a los vecinos les quitó conexión con la zona. Otra duda que asalta a los habitantes de ambos barrios es la utilización de las acequias, ya que el lugar presenta serios inconvenientes con los desagües. “Nuestras casas parecen un sonajero, desde hace más de un mes que no nos dejan vivir en paz, no podemos tener adornos, hay vecinos a los que se les ha desprendido parte de sus viviendas, se les han roto vidrios y, por supuesto, sufrimos la molestia que significa el ruido que hace la máquina cuando trabaja”, relató Alberto Chaparro, vecino del lugar.


    “Yo tengo un bar con copas y las tengo todas atadas con elastiquines, porque, si no, se me rompen todas, no tengo adornos, y cuando empieza a trabajar la máquina, saltan por toda la casa, es terrible. Tengo tres nenas y no sé qué hacer”, explicó Graciela, vecina del barrio Las Glicinas. Cornil (80) es uno de los habitantes más antiguos del barrio Carbometal y su casa ha sufrido daños en el techo. “Yo vivo acá desde que se inauguró el barrio, hace 42 años, y con esta máquina el techo se me está cayendo, tengo todas las paredes con fisuras”, enfatizó el hombre. Similar es la situación de Lucía (81), quien ha debido tapar sus muebles por desprendimientos del cielorraso de su vivienda.


    “Se me está cayendo todo el techo y, además, lo peor es que tengo invasión de cucarachas, vinchucas y pericotes”, dijo la mujer. Por estos problemas es que hoy los vecinos de estos barrios –construidos en los años 60– entregarán una carta al intendente de Luján, Omar Parisi, para que tome cartas en el asunto. “Hemos intentado hablar con él, pero nos ha atendido su secretaria, También vino al lugar el director de Obras Municipales, Daniel Dinocenzo, pero miró el lugar y no hemos tenido respuesta alguna”, finalizó Chaparro./A. Molina

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.