access_time 07:30
|
12 de junio de 2018
|

Nahir Galarza amenazó con suicidarse si se difunde un video íntimo

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/15287217735531528390324855.jpg

Se lo dijo al fiscal que investiga la causa una vez que terminó la audiencia del lunes. La grabación fue rescatada del celular de Fernando Pastorizzo, el joven asesinado.

“Si se llega a viralizar el video, ustedes serán los culpables de que me suicide”. La frase de Nahir Galarza tuvo como destinatario fiscal al Sergio Rondoni Caffa marcó el final de una audiencia de 6 horas desarrollada este lunes en Gualeguaychú, en el marco del juicio contra la joven que mató a Fernando Pastorizzo.
 
El último en declarar en la jornada de este lunes había sido un perito informático que accedió al celular de Pastorizzo. El técnico contó que había un video íntimo de la pareja, aunque no aclaró de qué se trataba. Ante eso, el abogado de la querella Juan Carlos Peragallo pidió que se mostrara ese video, con la idea de que se demostrara el vínculo entre los jóvenes.

Pero los jueces no aceptaron el pedido y dijeron que en todo caso lo mirarían en la intimidad. Nahir en ese momento comenzó a llorar, por lo que su abogado pidió que fuera retirada de la sala. 

Luego de seis horas de audiencia, tanto los jueces como los abogados de la querella se retiraron del lugar. Pero sólo quedó el fiscal Rondoni Caffa.

Nahir entonces volvió acompañada por las dos policías que la custodian y lo encaró directamente a él: “¿Es necesario que muestre ese video? ¿Por qué lo quiere mostrar? Si usted muestra ese video va a ser el responsable de que yo me suicide”, le dijo ante la presencia Carlos Riera, un periodista del Diario El Día, de Gualeguaychú.

Según publica el diario Clarín, el fiscal confirmó la situación y dijo que él no tenía nada que ver con ese requerimiento: “Se confundió de persona”, explicó.

En tanto desde la defensa, su abogado contó que “Nahir está quebrada” por la situación y que es muy probable que ya no se presente más a las audiencias.

El caso

El crimen ocurrió cerca de las 5.30 del 29 de diciembre en Gualeguaychú, donde Pastorizzo (20) fue hallado malherido en la calle con uno tiro en la espalda y otro en el pecho.

El joven murió poco después y si bien Galarza primero declaró como testigo y dijo que había visto por última vez a su ex novio la noche anterior, luego se fueron sumando pruebas que derivaron en que la chica terminara presentándose a la Justicia y confesara el crimen.

Sin embargo, el 16 de enero, la acusada pidió ampliar su indagatoria y aportó una nueva versión de los hechos en la que aseguró que los disparos que efectuó contra la víctima fueron "accidentales".

Galarza intentó explicar que en la primera declaración como imputada había mentido porque temió que culpen a su padre policía, que era el responsable de la pistola calibre 9 milímetros reglamentaria que se convirtió en el arma homicida.

Fuente: Clarín

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.