access_time 00:44
|
6 de junio de 2007
|
|
ESTRENOS

Mr. Bean vacaciona en Cannes

La segunda película del personaje creado e interpretado por Rowan Atkinson llega mañana a los cines locales. A esta cinta se suman El duelo, La vida de los otros y Condimentos para el amor.

    Mr. Bean, el legendario personaje interpretado por Rowan Atkinson, quien surgió de una serie humorística de la televisión británica, aparece en el cine por segunda vez. Luego de que en 1997 se estrenara Bean, la película del desastre –basada en el ciclo televisivo–, esta vez desplomará su humor sobre el celuloide en la cinta denominada Las vacaciones de Mr. Bean. La misma podrá disfrutarse en las salas mendocinas desde mañana.

EL PROTAGONISTA. Rowan Atkinson siembra el caos en Francia en el segundo largometraje protagonizado por su torpe y entrañable criatura, Mr. Bean. Este sujeto –torpe, infantil y egoísta– es conocido por el mundo entero y muestra de ello es que la serie que le dio cobijo se ha repuesto en 200 canales y ha convertido en multimillonario a su protagonista, el actor y guionista Atkinson. Luego de tanto éxito, el personaje decide retornar para tomarse unas pequeñas pero traumáticas vacaciones en Francia.

    “En la comedia hay espacio para todos. No veo a Robin Williams ni a John Cleese como rivales, porque no veo este oficio como una competencia. Cada cómico trae algo propio a la fiesta”, comentó Rowan, quien lleva con naturalidad el éxito planetario de Mr. Bean, un personaje que creó junto al director y guionista Richard Curtis, su mano derecha durante todos estos años. Las vacaciones de Mr. Bean, que se exhibirá desde mañana en las salas locales, lleva a su inadaptado protagonista desde su hogar londinense a la soleada y glamorosa Cannes.

    Las vacaciones no salen como las tenía planeadas, ya que se convierte en el hombre más buscado de Francia. En su empeño, atraviesa el país galo en tren y se cruza en el camino de un realizador que rueda un anuncio (Willem Dafoe) y de una aspirante a actriz en ruta hacia el festival de Cannes (Emma de Caunes). Tras vivir mil y una aventuras, entre ellas con un maitre, interpretado por Jean Rochefort, y un niño, Max Baldry, Mr. Bean hará una espectacular y calamitosa aparición en el certamen cinematográfico más famoso del mundo.

    El director del filme, Steve Bendelack, obtuvo el permiso del festival para rodar in situ durante la edición del pasado año. Atkinson afirmó que Las vacaciones de Mr. Bean es una entrega “más europea y cercana a la serie de televisión”, y acotó: “El personaje habla menos, con lo que estoy muy de acuerdo, porque me gusta más Mr. Bean cuando está callado. Otra novedad es que despierta su instinto paternal, algo desconocido en él.” Educado, serio y nada gracioso en persona, este ingeniero eléctrico de 51 años gesticula como un italiano, pero la combinación de colores en su atuendo lo delata como un auténtico inglés. Dice Atkinson que lo que no cambia entre película y película es que Mr. Bean continúa siendo “impredecible, está dispuesto a todo”.

    “Lo mejor es que nunca sabés qué va a pasar, con él tenés diversión a la vuelta de la esquina”, declaró el actor, quien se implicó en el filme desde la escritura del guión hasta su estreno en las salas. Su conocimiento del personaje lo lleva a decir que no hay nada como ponerlo en situaciones formales, de mucho protocolo, para que se meta en los mayores embrollos y suelte buenos chistes. Lo mismo vale una comida en un restorán de lujo, en la que se pone a jugar con los alimentos, que una recepción con la reina de Inglaterra, a la que acababa propinándole un cabezazo en uno de los gags más recordados de la serie.

    “Lo destroza todo porque es un niño metido en el cuerpo de un hombre. Su triunfo está en que parece que siempre va a fracasar pero, al final, sale adelante. Además, siempre está contento y feliz, pase lo que pase es un tipo optimista”, aportó Rowan Atkinson. Como la mayoría de los cómicos, el actor asegura que es más difícil hacer reír que llorar. “Pero tampoco estoy interesado mucho en hacer cosas con las que el espectador la pase mal. He hecho un par de papeles serios, fue un reto, pero después tenía la sensación de que otro actor lo habría hecho mejor que yo”, confesó el intérprete.

    Cuatro bodas y un funeral, 007, Nunca digas nunca jamás, Love actually y Johnny English son algunas de las películas que han contado con Atkinson, quien no se considera marcado por Mr. Bean. “Soy muy afortunado y le estoy muy agradecido a este papel tan popular, que no afecta para nada mi vida personal. Profesionalmente me ha reportado un gran triunfo. Es un tipo que cae muy bien a la gente, todos se me acercan con mucho cariño”, señaló.

DOS DRAMAS Y UNA DE ACCIÓN. Además de la película Las vacaciones de Mr. Bean, los cines de Mendoza engrosarán sus carteleras con tres propuestas de diversa índole. En primer lugar se espera la llegada de El duelo, protagonizada por el actor Jet Li. La misma relata la experiencia de Huo Yuan Jia, un maestro de las artes marciales que vuelve a su tierra luego de haber estado alejado por un tiempo. A su regreso se encuentra con una China casi colonizada por potencias occidentales y por Japón.

    Yuan Jia decide participar en un torneo de lucha organizada por unos extranjeros. Yuan Jia quiere recobrar su orgullo y demostrar que es el mejor luchador de su nación. A esta pieza de acción –dirigida por Ronny Yu– se suma una película alemana que desde su estreno ha obtenido excelentes críticas en los festivales de cine más destacados de Europa. Se trata de La vida de los otros, el filme con el cual Florian Henckel von Don, su realizador, retrata una situación de sospecha en torno a una pareja de intelectuales: la de la actriz Christa Maria Sieland y el escritor Georg Dreyman.

    El capitán Gerd Wiesler es un oficial extremadamente competente de la Stasi, la todopoderosa policía secreta del régimen comunista de la antigua República Democrática Alemana. Pero, cuando en 1984 le encomiendan que espíe a la pareja formada por el prestigioso escritor y la popular actriz Sieland, no sabe hasta qué punto esa misión va a influir en su propia vida. Por último, otro drama llega a las carteleras. Se trata de Condimentos para el amor, cinta dirigida por Paul Mayeda Berges y protagonizada por Aishwarya Rai, Dylan Mcdermott, Ayesha Dharker, Nitin Ganatra y Sonny Gill Dulay.

    En la película, Tilo es una joven que conoce el mágico arte de las especias. La protagonista tiene una gran habilidad para sentir los problemas de las personas y ver su futuro y pasado. La joven trabaja en San Francisco, en una tienda llamada El Bazar de las Especias y, desde allí, guiada por los consejos de las especias, encuentra el remedio perfecto para todos sus clientes. Todo cambia cuando Doug, un enigmático arquitecto, estrella su moto en la puerta de la tienda.

TEMAS:

Show

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.