Un fenómeno inusual sorprende y preocupa a vecinos de Guaymallén. Se trata de un incendio subterráneo que obligó a paralizar la construcción de casas y ya causó tres heridos leves.

Un incendio subterráneo generalmente no produce llamas y emite poco humo. El intenso calor se propaga bajo el suelo, quemando la materia orgánica acumulada y las raíces.

Según los especialistas, su propagación es lenta, pero peligrosa. Además, su extinción es compleja porque solo se ve el humo, y la forma más efectiva de apagarlos es mediante lluvias.

El hecho ocurrió en un loteo ubicado en el kilómetro 8 de Guaymallén, donde antes había plantaciones. El lugar fue despejado para la construcción de viviendas y hace algunos meses, cuando empezaron a remover la tierra, los propietarios descubrieron el extraño fenómeno.

“Cuando encontramos los primeros focos, no le dimos importancia. Después nos dimos cuenta de que había fuego abajo, que se corrió entre 30 y 40 metros. Va por debajo de la tierra, como en galerías“, aseguró un vecino.

Your browser does not support the video tag.https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/files/1660224096780WhatsApp%20Video%202022-08-11%20at%2010.20.44%20AM.mp4

Personal de Bomberos, de Defensa Civil y de la Municipalidad de Guaymallén trabajaron en la zona, pero sin encontrar tampoco una explicación al fenómeno que provocó quemaduras en tres personas: una niña, un operario de Defensa Civil y otro hombre que realizaba zanjas.

En el predio hay 75 lotes y algunas familias ya comenzaron a edificar sus viviendas. Otras, en cambio, no pueden iniciar la construcción a raíz del incendio subterráneo.

“Una máquina municipal hizo perforación de unos dos metros y seguía saliendo caliente. Mientras intentamos apagar este incendio, no tenemos otra explicación sobre cómo llamarlo“, indicó el sorprendido vecino.