En vivo: una multitud despide a Diego Armando Maradona
access_time 18:23
|
7 de junio de 2020
|
|
La investigación

Megacausa: la barra del Tomba y una red narco con lavado de dinero

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1591562812120Portada%20allanamiento.jpg

Cómo fueron los trabajos de campo y los allanamientos en el Gran Mendoza para detener a 16 sospechosos vinculados a la familia Aguilera. El rol del hombre sospechado de blanquear el dinero.

La investigación para desbaratar el viernes la red narco con base en el barrio La Gloria, de Godoy Cruz, nació hace casi un año. Y las pruebas comenzaron a tomar fuerza hace poco más de seis meses, entre noviembre y diciembre, cuando policías de la División Búsqueda de Prófugos de Investigaciones marcaron una serie de domicilios de la manzana B en una megacausa por estupefacientes que tuvo su inicio en la hinchada del club Godoy Cruz Antonio Tomba.

En ese sector tiene base la familia Aguilera, conocida en la provincia por liderar la barra desde hace más de 15 años.

Esta vez, no apuntaron contra Daniel "Rengo" Aguilera, ex jefe de la parcialidad, quien actualmente permanece encerrado esperando ser juzgado por estar sospechado de liderar un grupo narco desde la penitenciaría de Boulogne Sur Mer.

Ver también: Allanamientos masivos contra los Aguilera en el Gran Mendoza

El nuevo jefe, para los detectives de Investigaciones y la Policía contra el Narcotráfico, es el hermano del Rengo, Diego Aguilera, bautizado hace muchos años como el "Asesino".

Lo cierto es que, junto con su hermano más chico, Walter, está con pedido de captura después de los casi 40 allanamientos que se desarrollaron el viernes por la tarde en varias comunas del Gran Mendoza.

Así las cosas, la causa que contó con la participación directa del fiscal federal Fernando Alcaraz y el juez Marcelo Garnica dejó como resultado –en esta etapa– 15 kilos de cocaína, 5 de marihuana 17 armas de fuego, cientos de municiones, cargadores, 50 celulares, más de 2 millones de pesos, 53.000 dólares y 16 detenidos, entre ellos un hijo de Diego Aguilera, identificado como Enzo y algunos integrantes más de la barra y sus mujeres.

La instrucción apunta a que los principales cabecillas de la gavilla, con el dinero que adquirían por el comercio de las drogas, compraron diversos bienes, entre ellos, autos de alta gama (se secuestraron una docena, como camionetas Toyota, un Audi y motos).

Para ello, contaban con una especie de contador que les administraba el dinero. Debido a esto, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) también trabajó en la instrucción y el juez federal Garnica analiza endilgarle la calificación de lavado de activos, más allá de la tenencia para la comercialización de los estupefacientes.

Este hombre –se reserva su identidad porque no quedó detenido– fue allanado en su casa de Maipú. De esa propiedad secuestraron casi toda la moneda estadounidense.

El "Asesino", de 41 años, logró zafar de las redes policiales durante los allanamientos, al igual que su hermano Walter (fuentes consultadas dijeron a El Sol que se encontraba en un quiosco cuando vio la llegada de la policía), y quedaron con pedidos de captura.

Otros tres sujetos identificados como Leandro Abuin (alias Jata y de 31 años); Raúl Lucero (41), Alejandro Darío Henríquez (41), también se encontraba en la orden del día y eran intensamente buscados.

Ver también: Allanamientos a los Aguilera: quiénes son los cinco prófugos

Revelador

Los detectives que trabajaron en la causa contaron a este diario que la organización traía cocaína a Mendoza desde el norte del país aprovechando los contactos iniciados por la barra brava.

Tras la caída del "Rengo", preso desde hace más de dos años, su hermano Diego se hizo cargo de la hinchada.

A través de diversas investigaciones, los sabuesos iniciaron los trabajos de calle para ir marcando las viviendas del barrio La Gloria, ubicado en la tripla frontera entre Maipú, Luján y Godoy Cruz.

Existía la sospecha de que los barras traían la cocaína, la fraccionaban y distribuían a través de una red integrada por más de 50 “quiosquitos” de venta al mejor estilo narcomenudeo.

Las pruebas fueron incorporándose con el paso de los meses pero la pandemia por el coronavirus frenó las actividades de la organización por lógica: el traslado de los estupefacientes a los puntos de venta se tornó una tarea complicada por la prohibición de circulación.

Lo cierto es que, el viernes, más de 300 policías lideraron los 37 allanamientos en La Favorita, de Capital; Maipú,; Las Heras y el barrio La Gloria, de Godoy Cruz.

Para los pesquisas, casi toda la estructura de la banda quedó detenida. Si bien faltan caer el presunto líder y otros hombres que lo seguían, quedaron tras las rejas –y comenzarán a ser indagados esta semana– “personajes que tenían relación directa con el comercio de la droga”, finalizaron las fuentes.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.