access_time 18:43
|
30 de enero de 2007
|
|
INCLEMENCIAS CLIMÁTICAS

Más de ochocientas familias aisladas

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/185/410/000185410-20111220070130_03_1312794.jpg

Sólo en Lavalle y el Valle de Uco, la tormenta fue récord y los daños aún no están cuantificados. El Gobierno envía alimentos y materiales a los pobladores.

   Hay cientos de familias sumidas en el medio de la incertidumbre. Es que las lluvias y la piedra destruyeron sus casas y los dejaron solos en el medio de un enorme pantano, donde sólo se puede ingresar en helicóptero. El Gobierno descarta brotes epidémicos pero enviará agentes sanitarios para controlar la salud de los pobladores de Lavalle, una de las zonas más golpeadas por la lluvia. Ropa, colchones, frazadas, zapatillas, nailon, rollizos y alimentos –sobre todo verduras– llegarán en el helicóptero oficial.

   Es que en los pueblos más golpeados por el temporal, como San Miguel, El Retamo, El Forzudo, Costa de Araujo y Tres de Mayo, cada vivienda forma un islote en medio del pantano. Ayer, el ministro de Desarrollo Social, Sergio Pinto, y el director de Relaciones con la Comunidad, Juan Montilla, revelaron el panorama. “Esto no se ha visto en los últimos cien años”, señaló uno de los funcionarios que mantuvo contacto con los vecinos.

   Desde el Gobierno recomiendan a los pobladores estar permanentemente conectados con los medios electrónicos de comunicación. La idea de Defensa Civil es advertir qué pasará con el tiempo, teniendo en cuenta que la provincia entró en alerta meteorológico hasta el jueves (ver página 2). Pero la educación también sufrió el golpe, porque ya son dos las escuelas de Lavalle, dieciséis las del departamento de San Rafael y una del Gran Mendoza que se vieron afectadas por las tormentas de granizo y lluvia.

PANORAMA PROVINCIAL.Hasta ahora, la tormenta del sábado que se desató sobre San Rafael fue la más virulenta. Según el subsecretario de Programación Económica, Daniel Pizzi, la granizada en el sureño departamento puede entrar en el récord mundial de un evento de estas características. “El corredor de granizo fue de 130 kilómetros y llovió durante cuatro horas. A esto se le suma que la velocidad de la tormenta fue lenta, lo que agudizó aún más sus efectos”, indicó el funcionario.

   Además, comentó que fueron más de tres mil las hectáreas afectadas en San Rafael y unas 500 hectáreas en San Carlos, sin saber aún cuál es el grado de destrozo que causó la piedra. Sólo en ese departamento, más de 400 familias sufrieron las consecuencias de la tormenta. Pero Lavalle sigue siendo el departamento más castigado, ya que recibe agua en forma sostenida no sólo de las tormentas, sino también de los ríos que pasan por los distintos distritos. Según se informó ayer, los pobladores de las zonas de El Retamo, El Forzudo, San Miguel, Lagunas del Rosario y San José están totalmente aislados debido a la inundación del lugar.

   El domingo a la tarde, una tormenta que incluyó granizo con una abundante cantidad de agua afectó sectores del desierto y de zonas rurales del este de Lavalle. En un relevamiento parcial que se conoció ayer, se estimó que los daños en algunos sectores cultivados superarían sesenta por ciento. El intendente Roberto Righi recorrió los sectores del secano lavallino y señaló que serían unas 400 familias las afectadas y que personal municipal está asistiendo con los elementos que cada situación requiere. En San Martín, la situación no es menos preocupante.

   El distrito de Chivilcoy, en el noreste del departamento, fue el mayor damnificado por la tormenta. Según cálculos realizados por productores de la zona, los daños alcanzaron a afectar a cuarenta por ciento del total de la producción.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.