access_time 16:57
|
10 de enero de 2007
|
|
FENÓMENO CLIMÁTICO

Más de 20 familias aisladas en Lavalle por crecidas

Numerosas familias del desierto de Lavalle están aisladas por los anegamientos provocados por el gran caudal de los ríos Mendoza y San Juan. La situación se agravó a partir del miércoles, cuando las lluvias complicaron aún más la zona y comenzaron los problemas en dos puentes que existen en el lugar.

     Numerosas familias del desierto de Lavalle están aisladas por los anegamientos provocados por el gran caudal de los ríos Mendoza y San Juan. La situación se agravó a partir del miércoles, cuando las lluvias complicaron aún más la zona y comenzaron los problemas en dos puentes que existen en el lugar.

    Personal de Defensa Civil quiso evacuar a las familias pero se negaron. Si bien el número exacto de damnificados no se conoce con certeza, ya que la Municipalidad está realizando un relevamiento en el territorio afectado, se calcula que son más de 20 familias, de las cuales 10 estarían próximas a quedarse sin ningún tipo de conexión con el resto del departamento. El problema es que los vendedores –quienes a diario proporcionan los alimentos a esos puesteros– no pueden ingresar.

  Fabián Jofré, a cargo de la Oficina de Zonas Áridas de la Municipalidad de Lavalle, confirmó ayer por la tarde que la comuna monitorea la situación de las familias de manera permanente. Sin embargo, hasta ayer no había necesidad de evacuar a ninguna de ellas. Los pobladores del lugar comentaron que los vendedores que habitualmente ingresan con provisiones no lo han podido hacer en los últimos días, por lo que temen problemas de abastecimiento.

   Hasta anoche, el Municipio aún no había entregado provisiones, pero se especula que lo harán hoy. Mientras, desde el Programa de Emergencia Social aseguraron que esperan el pedido por parte del Municipio y, de ser necesario, enviarán los materiales en el helicóptero oficial. Adriana Vitar, titular del programa, confirmó que, apenas lleguen los datos del relevamiento, se dispondrá la ayuda necesaria para esas familias.

   La zona más comprometida es la que está cerca de la Capilla y la Laguna del Rosario, en el límite con San Juan. Según dijeron desde el Ejecutivo provincial, ayer por la tarde, a la comitiva municipal se sumaba personal de Defensa Civil, del programa de Emergencia Social y de la Dirección de Hidráulica. Pero desde el Ministerio de Desarrollo Social dijeron que ya tienen listos unos 30 bolsones de comida. “El miércoles empezó a crecer el río Mendoza porque debieron largar más agua del dique Potrerillos, por lo que aumentó el caudal. A esto se le sumó que el río San Juan viene con más agua por las constantes lluvias en la provincia vecina”, explicó el director de Defensa Civil, Domingo Mateo, y agregó:“Ofrecimos a los vecinos evacuarlos para evitar problemas, más en las noches, cuando la comunicación se hace más difícil, pero no quisieron”.

   Mateo dijo que en la escuela de zona hay una patrulla rural y personal de su repartición asistiendo a las familias y tomando medidas de prevención. Es que los pronósticos no son alentadores y, según el funcionario, es posible que el caudal de agua no disminuya por las tormentas que se avecinan.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.