access_time 16:15
|
12 de julio de 2006
|
SEGÚN EL GOBIERNO ESTADOUNIDENSE

Los detenidos de Guantánamo están protegidos

Un memorando del Departamento de Defensa dice que todos los presos tendrán derecho a la protección de las convenciones de Ginebra

       Todos los detenidos en la base estadounidense de Guantánamo (Cuba) o bajo custodia militar de EEUU en todo el mundo tendrán derecho a estar protegidos por las convenciones de Ginebra. Así figura en un memorando de dos páginas publicado por el Departamento de Defensa y elaborado por el subsecretario del departamento, Gordon England. Fuentes del Departamento de Estado señalaron que el memorando es “una mera información” a los mandos militares estadounidenses de la decisión adoptada a finales del mes pasado por el Tribunal Supremo estadounidense.


       “Solicito que revise de inmediato todas las directivas, regulaciones, políticas, prácticas y procedimientos bajo su ámbito (el de cada mando) para que garantice que cumplen con los estándares del artículo tres común (a las convenciones de Ginebra)”, asegura el memorando al que tuvo acceso Efe. El artículo tres común a las cuatro Convenciones se refiere al trato humano que, consideran, debe recibir todo detenido.



     El 29 de junio, el Tribunal Supremo dio el mayor revés judicial al Gobierno de Estados Unidos desde el comienzo de la guerra contra el terrorismo, al declarar ilegales los tribunales militares especiales creados para juzgar a los presos en la base de Guantánamo. En su decisión, el Supremo afirmó que esos tribunales violan el derecho militar estadounidense y las cuatro convenciones de Ginebra que regulan el trato de los prisioneros de guerra.


NUEVA LEGISLACIÓN.


       El portavoz de la Casa Blanca, Tony Snow, indicó, tras conocerse el documento, que no supone un cambio de política, ya que siempre se le ha dispensado a los detenidos un trato humano. En opinión de Snow, el memorando del Pentágono refleja el reciente dictamen del Tribunal Supremo. “Lo queremos hacer bien”, dijo Snow, quien calificó de “compleja” la sentencia de finales de junio del Tribunal Supremo. El portavoz de la Casa Blanca manifestó también que el Gobierno trabajará con el Congreso estadounidense para establecer una legislación sobre el asunto.


       Snow dijo que el fallo del Tribunal Supremo viene a decir, en relación a cómo juzgar a los detenidos, que “se acabó para ustedes (la administración y el Congreso) lo de decidir cómo hacer esto”. “El memorando que ha salido no indica un cambio en la política, sólo anuncia la decisión del tribunal”, insistió Snow, quien subrayó que los manuales de instrucción utilizados por el Departamento de Defensa de EEUU acatan las provisiones del artículo tres común a las Convenciones de Ginebra. Por otro lado, el portavoz indicó que los esfuerzos para aclarar los derechos de los detenidos no cambia la determinación del presidente estadounidense, George Bush, de trabajar con el Congreso para permitir al Ejecutivo seguir adelante con los tribunales o comisiones militares para juzgarlos. La difusión del memorando del Departamento de Defensa coincide con el comienzo de las audiencias ante el Comité Judicial del Senado sobre cómo deben ser juzgados los detenidos. En la jornada matutina de las audiencias, el senador republicano y presidente del Comité, Arlen Specter, indicó que no se le va a dar al Departamento de Defensa “un cheque en blanco” sobre este asunto.


PROTECCIÓN.


      Por su parte, el senador demócrata Patrick Leahy opinó que las comisiones militares “no deben ser una parodia” y que deberían ser “consistentes con los altos estándares de la justicia estadounidense, que merece la pena proteger”. A su vez, Daniel Dell'Orto, uno de los asesores legales del Pentágono, insistió ante el Comité Judicial del Senado que el tratamiento que se dispensa a los detenidos, así como el proceso ante los tribunales que siguen estos, ya aplica los preceptos del artículo tres común a las convenciones de Ginebra.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.