access_time 08:09
|
27 de noviembre de 2018
|
|

Investigación en Homicidios

Los detalles del crimen del changarín en La Costanera

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1543258267160portada%20costanera.jpg
Claudio Mauricio Gómez (41) solía hacer changas para ganarse la vida

Se trata de Marcos Peña, quien está sindicado como autor del crimen de Claudio Gómez (41), quien había recibido una golpiza a principio de mes y falleció dos semanas después en el Hospital Central. En las próximas horas se definirá su situación procesal. Además, se conocieron más detalles del hecho de sangre.

Claudio Mauricio Gómez Alfonso tenía 41 años y era changarín. Por lo general, solía ganarse la vida haciendo arreglos eléctricos a vecinos y en la Feria del Acceso Este. La noche del miércoles 7 de noviembre salió de su casa junto con un amigo para ir a cenar, pero terminó cruzándose con un grupo de limpiavidrios que le dio una golpiza, utilizando un elemento contundente para lastimarlo. Al día siguiente, se sintió mal y fue llevado al Hospital Central. Pese a la atención médica, falleció luego de dos semanas.

Por el caso fue detenido el lunes un trapito sospechado de haber perpetrado el ataque. El presunto agresor fue identificado como Marcos Peña, de 36 años.

Los investigadores pudieron llegar al sujeto en pocos días, pese a que recién tomaron conocimiento sobre el hecho de sangre el día de la muerte, ya que la familia no había radicado la denuncia.

Peña fue trasladado a los calabozos de la Oficina Fiscal Nº8 de la Comisaría 25ª de San José, donde quedó a disposición del fiscal Carlos Torres. Se espera que en las próximas horas el representante del Ministerio Público defina la situación procesal del sospechoso. Además, no descartan que haya más detenciones.

Los detalles del caso

El expediente por el homicidio de Gómez se abrió horas después de su deceso, cuando su hermana se dirigió a la mencionada sede judicial para denunciar que el hombre había muerto producto de una agresión.

En principio, los detectives sólo contaban con la reconstrucción que pudieron realizar los familiares de la víctima, a partir de sus propias averiguaciones. Pero, con el pasar de las días, lograron tener mayores precisiones acerca de cómo se desarrolló el hecho.

De acuerdo con la pesquisa, la noche del martes 6, Gómez salió de su casa de calle Berutti de Dorrego y se reunió con un amigo. Ambos se dirigieron a comer una hamburguesa y tomar unos tragos a un local de comidas ubicado en las inmediaciones de la Estación Terminal de Ómnibus de Mendoza (ETOM).

En el camino, Gómez y su amigo tuvieron un entredicho con un grupo de limpiavidrios que suele estar en la denominada plaza del Indio, ubicada en el cruce de calles Alberdi y Bandera de Los Andes. En ese momento, la discusión no pasó a mayores.

Horas después, alrededor de las 2, ya del miércoles 7, Gómez estaba emprendiendo el regreso junto a su amigo, pero se toparon nuevamente con el grupo de limpiavidrios bajo el puente de la Costanera, frente a la calle 25 de Mayo del citado distrito guaymallino. En ese lugar se produjo un enfrentamiento a puños, en el que la víctima fue reducida por los sujetos.

En un momento, uno de los individuos tomó un fierro o un caño y le propinó un fuerte golpe a Gómez en la cabeza, lo que provocó que el changarín terminara desplomado en el piso. Luego, el agresor continuó impactándolo con ese objeto en el costado derecho del cuerpo.

Al cabo de algunos momentos, un sobrino de la víctima fue quien lo encontró gravemente herido y lo llevó hasta su casa. Allí, Gómez, ensangrentado, reaccionó, entró a su casa con la capucha puesta para que sus hermanos no advirtieran sus heridas y se acostó a dormir.

Durante la tarde de ese día, tras despertarse, Gómez comenzó a sufrir problemas en la visión y dolores en la cabeza, por lo que acudió a sus hermanos. Uno de ellos lo trasladó la madrugada del jueves 8 al nosocomio de calle Alem de Ciudad, donde los médicos lo revisaron y descubrieron que tenía un coágulo de sangre en la cabeza y fractura de cráneo, por lo que debía ser sometido con urgencia a una operación.

Pero la cirugía no fue suficiente para ayudarlo, ya que el hematoma se había extendido por gran parte del cerebro. De ese modo, su estado jamás mejoró y falleció el miércoles 21 en Terapia Intensiva.

Tras la muerte de Gómez, los pesquisas del caso intentaron contactar al amigo de la víctima, quien había sido testigo presencial del ataque letal. Sin embargo, el hombre aseguró que no quería presentarse frente a la Justicia.

Más allá de eso, tenían el dato de que se trataba de uno de los limpiavidrios que trabajan detrás de la ETOM y las averiguaciones realizadas en la zona les permitieron llegar al nombre de Marcos Peña. El sospechoso justamente fue detenido el lunes por la tarde en ese lugar donde solía trabajar.

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.