access_time 15:31
|
18 de agosto de 2006
|
HUMOR

Las caras

La cara define al tipo, por eso la foto en el documento de identidad. Es cierto que hay caras que son más bien baratas. Usted, por ejemplo, no dibujaría la cara de un sargento primero de infantería con ojos claros, nariz respingada, pelo ensortijado y lentes de aumento, de ninguna manera.

    La cara define al tipo, por eso la foto en el documento de identidad. Es cierto que hay caras que son más bien baratas. Usted, por ejemplo, no dibujaría la cara de un sargento primero de infantería con ojos claros, nariz respingada, pelo ensortijado y lentes de aumento, de ninguna manera. Tampoco identificaría a un abogado con una cara de inocente e ingenuo. Ningún prestamista tiene cara de Papa, ninguno. Las profesiones se nos suben a la cara.

    Ves a una señora que pasa y decís: “Esa señora tiene cara de profesora de francés”, y no le errás. “Aquel señor tiene cara de policía”, y así es. Uno está esperando al plomero y, cuando tocan el timbre, uno va a ver y, sin dudarlo, le dice: “¿Usted es el plomero, cierto?”. Cierto. Era el plomero. Lo vendió su cara. Gardel tiene cara de tango; Olmedo, de alegría; Silvia Shuller tiene cara de..., sí, yo estaba pensando lo mismo; Roberto Iglesias tiene cara de opositor; Horacio Guaraní tiene cara de folklorista malbec; el padre Contreras tiene cara de bondad, sin dudas; De la Rúa, por ejemplo, uno le mira la cara y piensa “¿cómo puede ser que yo lo haya votado?”. Santos Biasatti tiene cara de periodista enculado, no me digan que no.

    Lita de Lázzari, como otro ejemplo, tiene cara de ser lo que es. Si uno le mira la cara a Basile piensa que Basile tenía dos oportunidades, o cantor de tango o director técnico, y él eligió bien. Mirta Legrand siempre tuvo cara de diva, y Piñón Fijo... Perdón, ¿cuál es la cara de Piñón Fijo?

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.