access_time 09:18
|
11 de diciembre de 2019
|
|

Oclusión

La Realidad Aumentada de Google se vuelve mucho más precisa

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1576066570744ARCore%20RA%20API.jpg

Un gran avance en el desarrollo de la tecnología RA ahora permite que más dispositivos la utilicen y que la experiencia sea un tanto más real.

Google ARCore, que recientemente pasó a llamarse Google Play Services for AR, es el intento de Google de expandir la Realidad Aumentada y sus experiencias a un número cada vez mayor de dispositivos sin necesidad de hardware especializado, a diferencia del antiguo Proyecto Tango.

Google está haciendo que ARCore sea más inmersivo para una mayor variedad de dispositivos a través de la nueva API de Profundidad.

Los dispositivos del Proyecto Tango, como el Lenovo Phab 2 Pro, dependían de un hardware dedicado en forma de sensores y cámaras para que el dispositivo pudiera percibir la profundidad y el espacio en 3D. La necesidad de hardware especializado, sin embargo, significaba que los dispositivos tenían que ser construidos específicamente para que las experiencias de Realidad Aumentada (RA) fueran óptimas, lo que a su vez terminaba perturbando la experiencia del usuario del smartphone.

ARCore dio la vuelta a la ecuación eliminando la necesidad de hardware dedicado, llevando así la experiencia óptima de RA a los smartphones comunes que soportan tal tecnología.

ARCore ahora está ampliando la disponibilidad de sus experiencias de RA a través de la nueva API de Profundidad ARCore. Básicamente, mejora la inmersión de los dispositivos con una sola cámara RGB, ya que permite a los desarrolladores utilizar los algoritmos de “profundidad a partir de movimiento” de Google para crear un mapa de profundidad. Este mapa de profundidad se crea tomando múltiples imágenes desde diferentes ángulos y comparándolas a medida que el usuario mueve el teléfono, estimando la distancia píxel a píxel.

Los datos de profundidad son útiles para habilitar funciones como la oclusión: la capacidad de que los objetos digitales se mezclen con precisión alrededor de objetos del mundo real.

La función de oclusión está ahora disponible para más de 200 millones de dispositivos Android habilitados para ARCore a través de Scene Viewer, la herramienta de desarrollo que impulsa la RA en el buscaror Google.

Más allá de la oclusión, los datos de profundidad 3D también permiten otras posibilidades, como una física más realista, planificación de trayectos, interacción de superficies, etc. La API de Profundidad puede permitir a los desarrolladores crear experiencias con objetos que rebotan y salpican con precisión a través de superficies y texturas, así como nuevas mecánicas de juego interactivas que permitan a los jugadores esquivar y esconderse detrás de objetos del mundo real.

Dado que la API de Profundidad no depende de hardware especializado, funcionará en una gama más amplia de dispositivos. Pero, por supuesto, un mejor hardware mejorará la experiencia. Sensores adicionales para el mapeo de profundidad, como los sensores de tiempo de vuelo (ToF), permitirán a los desarrolladores desbloquear nuevas capacidades como la oclusión dinámica, es decir, la capacidad de ocluir detrás de objetos en movimiento.

Seguí Leyendo:

Comentarios de la nota

© 2019 Copyright.