access_time 18:07
|
27 de julio de 2006
|
CASO BLUMBERG

La Policía justifica su participación

El jefe policial que estuvo a cargo de la investigación por el secuestro de Axel Blumberg dijo que actuaron como ordenó la Justicia.

      El jefe policial que estuvo a cargo de la investigación del secuestro de Axel Blumberg reconoció ayer, en el juicio, que él dio la orden de interceptar el auto blindado en el que viajaban los captores cuando se frustró el pago del rescate. Esta decisión se basó en que la policía tenía la premisa del fiscal federal Jorge Sica de "hacer cesar el delito". Juan Carlos Blumberg, padre de Axel, ha criticado insistentemente las acciones que llevó a cabo el fiscal Jorge Sica y, en especial, sus cuestionamientos se centran en que nunca entendieron (los padres de Axel) por qué la policía no permitió que se concretara el pago por el rescate de su hijo.


     El comisario mayor retirado Fernando Uztarroz, que fue uno de los tres policías que declararon ante al Tribunal Oral Federal 2 de San Martín, justificó el procedimiento donde se intentó detener a los secuestradores de Axel. La jornada de ayer se centró en cómo fue el operativo de la noche del 22 de marzo del 2004 en Panamericana y ruta 2002, donde Juan Carlos Blumberg iba a pagar el rescate por su hijo, pero la entrega del dinero se frustró por una persecución y un tiroteo entre los captores y la policía.


     El ex comisario, que era director de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de San Isidro en esa época, explicó que él en persona, con su auto y otros dos vehículos, persiguió el Volkswagen Passat en el que llegaron cuatro de los secuestradores. "En principio, la orden era observar lo que sucedía, pero teníamos directivas de la fiscalía de hacer cesar el delito y, si las circunstancias lo permitían, interceptar el vehículo", afirmó. Consultado respecto de cuántas veces se comunicó en esta secuencia con Sica, Uztarroz dijo que dos: cuando se vio el auto sospechoso y el fiscal ordenó el seguimiento, y recién cuando le informó que hubo tiroteo y se habían escapado los sospechosos.


     Uztarroz recordó que uno de los oficiales a su cargo le comunicó que merodeaba la zona el Volkswagen Passat que la banda le había robado al empresario de Arcor Guillermo Ortiz de Rosas, durante un secuestro realizado el día anterior. Ante insistentes preguntas de las partes, reconoció que sabían que ese auto era blindado "porque figuraba en la denuncia de secuestro realizada por Ortiz de Rosas", aunque dijo que desconocían qué grado de blindaje tenía.


     Uztarroz contó que se comunicó vía Nextel con el fiscal Sica y que, a instancias de él, comenzaron a seguir el Passat ante la presunción de que se trataba de los secuestradores de Blumberg. El jefe policial dijo que él dio la orden de interceptarlo, y cuando el fiscal de juicio, Pedro García, le preguntó por qué no esperó que se concretara el pago, el comisario respondió: "Porque no hubo más llamadas que indicaran que se iba a realizar el pago y el vehículo comenzó a alejarse de la zona del pago". El ex jefe de la DDI San Isidro dijo que, en ese momento, los secuestradores dispararon contra el personal policial, en el lugar se originó un tiroteo y los autos policiales intentaron cortar el paso del de los secuestradores, pero el Passat, por su condición de blindado, logró eludir las acciones y escapó a toda velocidad.


     El juicio continuará mañana, centrado en la declaración de la tercera víctima de secuestro atribuida a la banda de Peralta, el empresario Guillermo Ortiz de Rosas, quien estuvo en cautiverio en las mismas casillas de Moreno y simultáneamente con Axel Blumberg. 

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.