Un hombre de 80 años es la víctima fatal 56 del país
access_time 11:50
|
6 de septiembre de 2006
|
|

La arrogancia de las potencias occidentales

El columnista denuncia la humillación que domina el mundo árabe e islámico como resultado de las prácticas israelíes y la ceguera occidental al apoyar al Estado judío.

    El ataque contra un grupo de turistas occidentales el lunes en Jordania debe ser condenado bajo todos los criterios como un acto de terrorismo, pero Estados Unidos y otras potencias occidentales “deben asumir la responsabilidad” que les toca en la expansión del extremismo en Oriente Medio gracias a su apoyo ciego a Israel. Así lo afirmaron hoy renombrados analistas. El terrorismo y el extremismo han recibido una fuerte dosis durante la guerra de Líbano, cuando el mundo árabe e islámico observó cómo Estados Unidos,Gran Bretaña y otros países influyentes se oponían a un alto el fuego, pendientes de los logros militares del Estado judío.

    “No debe haber justificación para crímenes como el que tuvo lugar el lunes en Jordania”, dijo Oraib Rentawi, director del Centro de Estudios Políticos Jerusalén, sito en Ammán. “No obstante, no podemos disociar actos semejantes del ambiente general de frustración, ira y el sentimiento de humillación que predomina en el mundo árabe e islámico como resultado de las prácticas israelíes y la ceguera occidental al apoyar al Estado judío”, añadió.

    Un jordano abrió fuego el lunes contra un grupo de turistas en el anfiteatro romano en Ammán, matando a un ciudadano británico e hiriendo a otros cinco turistas occidentales. El atacante,Nabil Ahmed Jaourah, fue arrestado y está siendo interrogado por las autoridades de seguridad para determinar los motivos que lo llevaron a perpetrar el atentado y saber si tiene vínculos con células terroristas. No obstante, fuentes oficiales han dicho, hasta ahora, que se trató de un hecho aislado y que el culpable actuó en forma independiente.

    “Actos como este no deben sorprendernos, porque son más bien una reacción al antagonismo extremo y la arrogancia con la que las potencias occidentales tratan los asuntos árabes e islámicos”, dijo Rentawi. “Uno no puede ir matando en la televisión y esperar reacciones racionales y contenidas y actos de venganza que excluyan crímenes”, añadió. Rentawi y otros analistas árabes se refirieron a la muerte diaria de palestinos en la Franja de Gaza y Cisjordania, así como lo que el mundo árabe percibe como las masacres cometidas por Israel en Líbano en julio y agosto.

    Sostienen que el mundo árabe sintió humillación y marginación por las tácticas empleadas por Estados Unidos y otro países occidentales para retrasar un alto el fuego en la guerra de Líbano, a pesar de la destrucción masiva que la maquinaria de guerra israelí infligió a su vecino. “Esas prácticas, aparentemente, han dado una alta dosis al extremismo y al fundamentalismo y han debilitado el campo moderado en la región”, indicó Rentawi. Ghazi Rababaa, profesor de Ciencia Política en la Universidad de Jordania, comparte en gran parte este punto de vista.

    “Todas las formas de violencia contra civiles deben ser condenadas sin justificación”, dice. “Pero debemos saber que incidentes como este tienen su origen en las injusticias israelíes, estadounidenses y occidentales que tienen como objetivo gente inocente en la región”, añadió. Rababaa citó las guerras en los territorios palestinos, en Líbano, Irak y Afganistán como motivos de “reacciones incontenidas y actos de venganza”. “Los jóvenes de la región recurren con frecuencia a formas disponibles de venganza para llamar la atención del mundo sobre las políticas de los países occidentales, que tratan sin miramiento al mundo árabe”, dijo.

    Ayman Safai, editor jefe del diario árabe Alghad, admitió que los sentimientos de frustración e ira están creciendo en el mundo árabe en respuesta a las políticas occidentales, pero advirtió en contra del empleo ilegítimo de estos como excusa de actos violentos contra civiles. “Los ciudadanos tienen el derecho legal, humanitario y constitucional de enfadarse por las injusticias infligidas a sus hermanos en Palestina, Líbano o Irak”, dijo Safadi. “Pero tienen que expresar su ira a través de medios pacíficos y legales, y matar a gente inocente es un crimen que no puede ser justificado en términos de frustración o desesperación”, aseguró.

TEMAS:

Opinión

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

Últimas noticias

© 2019 Copyright.