Alerta de Defensa Civil por tormentas y granizo
access_time 09:04
|
19 de noviembre de 2009
|
|
REUNIÓN ENTRE REJAS

Internos de San Felipe pidieron aprender más oficios y tener menos tiempo de ocio

En un hecho inusual, procesados y condenados realizaron un foro junto a autoridades del Ministerio de Gobierno dentro de una cárcel.

    Fue una mañana atípica en el complejo penal San Felipe. Por un lado, a varios pabellones llegaban algunas mujeres a visitar a sus familiares encerrados. Al mismo tiempo se podía ver a agentes penitenciarios llevando esposado a algún interno y, en el medio de todo ello, en un salón cerrado con rejas y tela olímpica se encontraban 18 internos, el ministro de Gobierno, un subsecretario y otros funcionarios, junto a miembros de la UNCuyo y de algunos gremios como el SUTE. El motivo de la reunión fue que el Ministerio de Gobierno había organizado un foro junto a algunos presos para analizar sus problemáticas y recabar sus expectativas.

    CON LOS BRAZOS ATRÁS. El foro empezó antes de las 10 con una obra de teatro representada por el elenco, irónicamente llamado, Los inocentes, integrado por los internos. Luego de casi una hora de actuación, los presos y funcionarios se dividieron en cinco mesas de debate, en las que hablaron sobre educación, reinserción social, trabajo, tratamiento y salud. No obstante, la mesa más concurrida por los internos fue la de trabajo, en la cual se discutió sobre las posibilidades que tiene cada uno de ellos una vez que deja de estar encerrado y sale a la calle.

    Allí, las primeras voces que se escucharon fueron las de los privados de libertad, que repitieron las mismas palabras que se suelen escuchar de la gente en la calle sobre lo que hacen con su tiempo dentro de la cárcel. Uno de los primeros fue Daniel, un joven que expresó: “No sirve de nada hablar ahora y cuando salimos no pasa nada”, y explicó que lo único que desea es obtener un trabajo y no volver a robar. A su lado, Leonardo solicitaba frente al ministro de Gobierno, Mario Adaro, que se les permitiera hacer cursos de electricidad y aprender un oficio, argumentando que tienen todo el día libre, sin hacer nada más que salir una o dos horas al patio.

    Diego, por su parte, también adujo que tienen mucho tiempo de ocio, ya que sus familias les proveen de mercadería, por lo que pidió que se les diera algo que hacer con su tiempo. En el mismo sentido, Marcelo, un interno oriundo de Los Corralitos, manifestó que él no quiere volver a robar y que cuando salga prefiere juntar cartón antes que volver a delinquir. Sin embargo, aseguró que se necesita aprender más oficios y no actividades recreativas, como deportes o teatro, ya que se debe pensar en una salida laboral para todos, incluso para aquellos a los que les falta mucho para obtener su libertad, como es su caso.

    En tanto, Mario, quien estuvo en la mesa de salud y en la de tratamiento, pidió que se mejoraran los programas para adicciones, ya que muchos de ellos llegan siendo adictos a la marihuana y se los trata con pastillas, por lo que, cuando dejan lo primero, se vuelven adictos a los fármacos. Asimismo, también entre las conclusiones del foro, los internos solicitaron que se les diera mayor información de los programas de salida laboral, que se les realizaran estudios médicos al momento de ingresar al penal y que se abriera un colegio para que todos los que quisieran pudieran estudiar.

     Fue el mismo capellán de la cárcel, Roberto Juárez, quien apoyó los dichos de los internos, que tienen entre 18 y 21 años y que representaron a los 250 jóvenes encerrados que están dentro de ese rango de edad. Según Juárez, si no se les dan oficios para vivir, cuando salgan, estos jóvenes reincidirán. En tanto, Adaro, tras escuchar las conclusiones, señaló que luego del foro está claro que “hay que seguir trabajando para que los internos obtengan conocimientos y aprendan un oficio”. Asimismo, explicó que hay centros de capacitación y trabajo y que cualquier interno puede participar en ellos pero que muchas veces no lo hacen por falta de infraestructura o de voluntad.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.