access_time 20:18
|
21 de mayo de 2019
|
Fiscalía de Tránsito

Imputaron al médico por homicidio con dolo eventual

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/15584806689241558386838011Taxi%20donde%20viajaban%20las%20chicas%20(2).jpg
Así quedó el taxi en el que circulaban las víctimas.

La fiscal Liliana Giner lo acusó por la calificación que prevé de 8 a 25 años. Por ahora, José Paulos, quien chocó de atrás a un taxi y murió una joven de 27 años, continuará internado por las lesiones que sufrió. Luego pasará al penal.

José Paulos (34), el médico que está internado con custodia policial por estar sospechado de provocar el sábado un accidente que le costó la vida a una chica de 27 años en Godoy Cruz que viajaba en taxi, fue imputado la tarde de este martes por homicidio simple con dolo eventual. 

La fiscal de Tránsito que investiga la muerte de Luciana Montaruli, Liliana Giner, le endilgó el delito que prevé de 8 a 25 años luego de recibir los informes que sostuvieron que manejaba con exceso de velocidad y se encontraba alcoholizado al momento del siniestro ocurrido sobre el Acceso Sur, entre Alsina y Rodríguez Peña.

La representante del Ministerio Público también lo acusó por las lesiones que le causó a otras dos personas que circulaban en el mismo vehículo de trabajo, una amiga de la víctima fatal y el conductor de ese rodado.

Paulos se encuentra alojado en sala común del Hospital Español, informaron fuentes judiciales, debido a que también sufrió algunas lesiones después de chocar la parte trasera del taxi donde circulaba la víctima fatal y un amiga.

Es posible que el profesional de la salud reciba el alta médica en las próximas horas y sea derivado a la penitenciaría de Boulogne Sur Mer, finalizaron las fuentes.

Trágico

El accidente fue el sábado a las 6. Montaruli circulaba con una amiga de 24 años en un taxi cuando fueron impactadas de atrás por el conductor de un VW Gol Trend gris.

Producto del impacto, la joven de 27 años murió en el acto y el conductor del taxi y su amigo sufrieron diversos politraumatismos.

Con el avance de las horas se comprobó que Paulos conducía con 2,02 gramos de alcohol en sangre, cuando lo máximo permitido es de 0,5.

Por su parte, testigos señalaron que manejaba con exceso de velocidad. Es más, estimaron que superaba los 120 kilómetros por hora.

Ver también Estaba ebrio el médico acusado de provocar una tragedia en el Acceso Sur

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.