access_time 19:26
|
11 de junio de 2007
|
|
CONCERTACIÓN

Hoy se presenta el partido de Cobos

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/186/438/000186438-20111220070611_02_1320938.jpg

Entregarán a la Justicia Electoral todos los papeles de la Concertación Cívica y Plural. Quiénes serán los afiliados de esta agrupación fantasma.

    Hoy al mediodía, el cobismo formalizaría en la Justicia Electoral la Concertación Cívica y Plural con la que impulsa la alianza electoralista con el kirchnerismo. La nueva coalición no es otra cosa que un partido fantasma integrado por radicales adherentes y extrapartidarios, quienes serían candidatos. Las bases, o sea, los afiliados que necesita para cumplir con los requisitos legales saldrían de los barrios, ya que ningún funcionario que se jacte de radical quiere perder su afiliación.

PRESENTACIÓN. La Concertación Cívica y Plural, lanzada a fines de la semana pasada, es la alternativa legal que encontró el gobernador Julio Cobos para saltar el cerco electoral que le impuso la Unión Cívica Racial (UCR) a nivel nacional al intervenirle el partido en Mendoza. Con esta coalición netamente electoralista, Cobos, quien tiene serias aspiraciones de ser vice en la fórmula nacional del kirchnerismo, logra consolidar la concertación que une a peronistas y radicales. Hasta la definitiva conformación de dicha agrupación, su titular será el vicegobernador mendocino, Juan Carlos Jaliff, quien fue designado para ese cargo por la asamblea constitutiva que se realizó en un local de España 1254, sede partidaria, durante la noche del viernes.

    Por su parte, el tándem de ministros e intendentes que responden al cobismo a lo largo de la geografía mendocina conformaron lo que se denominó Junta Promotora. En la misma están Cobos, Jaliff, César Biffi, intendente de Godoy Cruz y candidato a gobernador por este nuevo partido, además de los titulares de las carteras de Gobierno, Sergio Marinelli; Desarrollo Social, Sergio Pinto; Seguridad, Alfredo Cornejo, y Economía, Laura Montero. También la diputada nacional Josefina Abdala, Andrés Marín, presidente de la Cámara de Diputados, y los jefes comunales de Guaymallén, Juan Manuel García; Rivadavia, Ricardo Mansur, y Junín, Mario Abed.

    Desde el cobismo confirmaron que, si hoy no se produce ningún contratiempo, presentarán oficialmente la Concertación Cívica y Plural ante el juez Walter Bento, titular del Juzgado Federal Nº1 con competencia electoral. Allí se firmaran las actas de rigor y se entregarán las bases del nuevo partido, que no son otras que las mismas de la UCR con sutiles modificaciones de forma, según reconocieron funcionarios que participaron del armado de esta coalición.

PANTALLA. La nueva fuerza concertadora que tiene casi terminada el Ejecutivo provincial no exigirá el requisito de afiliación a sus postulantes a candidatos, por lo que esto deja al desnudo la finalidad fantasma que tendrá el partido de Cobos, al que ninguna de sus figuras representativas desea afiliarse. “Vamos a ser adherentes. No se afiliarán los dirigentes, porque todos tenemos la idea de permanecer en la UCR y, después de las elecciones, recuperar el sello del radicalismo”, confesó un alto dirigente del Gobierno.

    Los radicales concertadores saben que el partido armado por el gobernador no es más que una pantalla útil para sortear el cachetazo que les dio el Comité Nacional de la UCR y así poder llegar a octubre de la mano del kirchnerismo y con Cobos como futuro vicepresidente de la Nación. A pesar de que ningún alto dirigente se afiliará a la Concertación Cívica y Plural, debido a que perderían su afiliación radical, sí o sí el partido cobista tendrá que tener afiliados, ya que la Justicia Electoral exige un mínimo del cuatro afiliados cada mil electores.

    Es en este punto en el que nacen algunos interrogantes que deberán ser aclarados desde el corazón de la maquillada fuerza política. Si los candidatos no se afiliarán, ¿quiénes serán los afiliados de la Concertación Cívica y Plural? La pregunta rebota por sí sola. Y acá emerge la utilización de las bases, de los seguidores, de la gente de los barrios y otras hipótesis más. Lo cierto es que todas las afiliaciones que se logren podrían desaparecer junto con el partido una vez que finalice el próximo proceso electoral.

    Superadas las elecciones, los radicales concertadores que van contra los lavagnistas, y viceversa, volverían a trabajar de lleno en la recuperación de la UCR, cosa que, por ahora, los primeros no harán, ya que están más preocupados por ganar y mantener el poder del cobismo en el territorio provincial.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.