access_time 19:54
|
29 de septiembre de 2009
|
|
CRISIS

Honduras: esperan que el régimen levante el estado de sitio

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/022/110/000022110-200909honduras-manifestacion-600-1-600.jpg

Existen numerosas gestiones para que Micheletti desista de sus propósitos y definitivamente regrese a la democracia.

La crisis en Honduras se estancó hoy a la espera de que el gobierno de facto reaccione favorablemente a los pedidos para derogar el estado de sitio, que generó ayer resistencia en el frente interno y el repudio de la comunidad internacional, mientras los foros multilaterales continuaron presionando para lograr reabrir el diálogo.

El gobierno que asumió la conducción de Honduras en reemplazo del presidente Manuel Zelaya tras el golpe de Estado del 28 de junio se abstuvo hoy de nuevas acciones que aumentaran el malestar de la comunidad internacional e incluso de funcionarios y legisladores afines al régimen, mientras la Organización de Estados Americanos (OEA) comenzó a preparar una nueva misión al país centroamericano.

Luego de haber expulsado el fin de semana a funcionarios de la misma OEA que preparaban la llegada de la delegación de cancilleres que planeaban viajar a Tegucigalpa para reabrir el diálogo, el régimen facto encabezado por Roberto Micheletti pidió anoche el envío de otra misión.

El presidente de Costa Rica, Oscar Arias, primer medidador en la crisis, centró hoy su expectativa de una solución en esta nueva misión, que estará integrada por "aproximadamente unos 10 cancilleres que estarán en unos 10 días" en Honduras "para ver si se puede empujar un poco el Acuerdo de San José", elaborado por él al inicio del conflicto.

En declaraciones a la cadena CNN, el premio Nobel de la Paz consideró que el Acuerdo de San José "es lo único que hay sobre la mesa", por lo que, "con todas la enmiendas que se le puedan hacer, es lo único que puede traer paz al pueblo hondureño".

Por otra parte, Arias destacó que "los más interesados en que este problema se resuelva deben ser los candidatos" para los comicios del 29 de noviembre, porque "uno de ellos será el próximo presidente, y ya algunos gobiernos adelantaron que no lo reconocerán si las elecciones no se hacen bajo el Acuerdo de San José", que, entre otros puntos, dispone la restitución de Zelaya.

El jefe del Estado costarricense indicó que anoche conversó con Micheletti, quien le aseguró que hoy "hablaría con congresistas y magistrados" de la Corte Suprema con el fin de derogar el decreto de declaración del estado de sitio por 45 días "porque había generado mucha oposición".

"Este último decreto que emitió el gobierno de facto pone en peligro realmente las elecciones del 29 de noviembre. Es un decreto que coarta las más importantes libertades individuales de los hondureños", sostuvo Arias sobre la medida dada a conocer ayer.

Pese a que ayer Micheletti anunció públicamente que derogaría el estado de excepción por pedido de los legisladores, lo que aún no se produjo, líderes antigolpistas aseguraron a Télam que la represión continúa en las calles de Honduras.

"La represión hoy sigue igual que ayer: nos cercan en la calle donde nos reunimos y no nos dejan marchar", indicó a Télam el coordinador del Frente Nacional Contra el Golpe de Estado, Juan Barahona.

El dirigente resaltó que los sectores antigolpistas se encuentran "incomunicados" por el "desmantelamiento de los medios de prensa" que daban información sobre lo que realmente ocurre en Honduras, en referencia a la clausura de ayer del Canal 36 y de Radio Globo.

"Con o sin decreto estamos bajo estado de sitio desde el 28 de junio (día del golpe), por la aplicación de los toque de queda; con el decreto sólo legalizaron esa situación", sostuvo, en tanto, el candidato presidencial independiente Carlos Reyes.

Mientras tanto, la comunidad internacional volvió a presionar al régimen golpista para encontrar una solución negociada, esta vez, a través de las Naciones Unidas y de Estados Unidos.

En una breve intervención telefónica en la Asamblea General de la ONU, Zelaya pidió a la organización "apoyo para que se mantenga una posición firme de parte de las naciones (...) en contra de la fuerza y de la barbarie".

Además, hizo un llamado a la organización para que se les dé las garantías para su integridad personal y la vida de las personas de quienes hace ocho días permanecen con él en la embajada de Brasil en Tegucigalpa, cercada por policías y militares y amenazada por el régimen de facto.

Al respecto, el secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon, calificó hoy de "inaceptables" las amenazas contra la sede diplomática brasileña, demandó garantías para la seguridad de Zelaya y expresó su "profunda preocupación" por la crisis del país centroamericano.

En conferencia de prensa, Ban Ki-Moon denunció que el estado de sitio decretado por el régimen de facto "incrementó la tensión ya existente" y reclamó el respeto a las garantías constitucionales suspendidas por los golpistas, entre ellas las las libertades de asociación, expresión y movimiento.

Por otra parte, el gobierno de Estados Unidos instó al gobierno de facto a dialogar con Zelaya para solucionar la crisis, y también manifestó expectativa por la misión de cancilleres de la OEA.

"Es hora de que el régimen de facto dialogue con el presidente Zelaya y llegue a una solución de esta situación", sostuvo el vocero adjunto de la Casa Blanca, Philip Crowley, según informó la agencia de noticias DPA.

"Saludamos los esfuerzos de la OEA para tratar de buscar una solución pacífica a esta crisis", sostuvo sobre la delegación que viajará a Honduras, y manifestó su esperanza de que la misión "logre entrar en el país".

Crowley respaldó además al embajador estadounidense ante la OEA, Lewis Amselem, quien ayer criticó en la sesión especial del Consejo Permanente de la OEA a Micheletti y a Zelaya, a quien llamó "irresponsable" por haber regresado a Honduras y lo instó a dejar de "actuar como una estrella" y promover el diálogo y la paz en el país.

"Durante todo este proceso hemos insistido en que todas las partes tienen que actuar de manera constructiva, evitando el tipo de declaraciones provocadoras o acciones que puedan precipitar la violencia y dificultar la solución de la situación", señaló Crowley.

TEMAS:

El mundo

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.