access_time 14:25
|
6 de julio de 2006
|

FÚTBOL - CORRUPCIÓN EN EL CALCIO

¡Hasta las manos!

El abogado defensor de la Juventus, Cesare Zaccone, solicitó que su equipo descienda a la Serie B de Italia y no a la C, como pidió el fiscal Stefano Palazzi.

    En el juicio por el mayor escándalo del fútbol italiano, el abogado defensor de Juventus, Cesare Zaccone, le señaló ayer al juez del Tribunal Deportivo, Cesare Ruperto, que la pena justa sería que el equipo turinés descendiera a la Serie B ( y no a la C, como pide el fiscal) y se lo sancione con la pérdida de puntos. Hasta ahora, el único que admitió sus culpas fue Juventus, mientras que el resto de los equipos involucrados y los 25 acusados se mostraron ajenos a los arreglos de partidos y presentaron sus argumentos para intentar evitar duras condenas.


     "El llamado sistema de Luciano Moggi (ex administrador de la Juve) coexistía con otros cuatro o cinco sistemas: en Génova, en Florencia, en Roma, en el que estaban implicados los miembros de la Federación, y un sistema en Milan", explicó el abogado de Juventus. Zaccone señaló esto para rebatir la tesis de que existía una única "cúpula", que encabezaba Moggi."Eran todos contrapuestos y conflictivos entre ellos", confesó el abogado, quien pidió que, entonces,"se hable de responsabilidad directa y no objetiva del club, visto que Moggi no era el representante legal de la sociedad". El fiscal Stefano Palazzi pidió para Juventus el descenso a la Serie C, y para la Lazio, la Fiorentina y el Milan, el descenso a la Serie B.


    Sin embargo, ayer los presidentes de los clubes acusados intentaron convencer al juez Ruperto de que ellos no tenían nada que ver con el sistema de Moggi, para conseguir beneficios arbitrales. El ex presidente de la Federación Italiana de Fútbol, Franco Carraro, explicó que se siente "humillado" y que "siempre actuó con buena fe". El propietario de Fiorentina, Diego della Valle, comentó que "su club es víctima de un sistema" y que se encuentran "ajenos" a la situación. El presidente de la Lazio, Claudio Lotito, se defendió ante el Tribunal diciendo que desde que entró en la Liga se dedicó a "intentar romper con este sistema". Incluso, Lotito comentó que llegó a echar de sus oficinas a los dirigentes de Juventus Antonio Giraudo y Luciano Moggi tras una discusión en la que les explicaba que no podía formar parte de ningún sistema. 

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.