access_time 22:07
|
23 de septiembre de 2009
|
|
EL MÓVIL SERÍA PASIONAL

Hallaron a dos jóvenes asesinadas en una casa

Dos mujeres fueron asesinadas a puntazos y degolladas en una casa de la ciudad de La Plata, en un hecho que estaría motivado en cuestiones pasionales, ya que los investigadores descartaron el robo como móvil del doble crimen, informaron ayer fuentes policiales

LA PLATA (TÉLAM). Dos mujeres fueron asesinadas a puntazos y degolladas en una casa de la ciudad de La Plata, en un hecho que estaría motivado en cuestiones pasionales, ya que los investigadores descartaron el robo como móvil del doble crimen, informaron ayer fuentes policiales. “Había mucha saña, mucha sangre, había mucha violencia. A una de las mujeres le abrieron el abdomen en dos, y lo más trágico es que los crímenes se produjeron delante de uno de los hijos de la dueña de casa, que tiene dos años”, dijo un jefe policial que participa de la pesquisa.

    El doble asesinato ocurrió cerca de las 18 del lunes en una casa ubicada en la calle 133 bis, entre 39 y 40, del barrio San Carlos, en la periferia platense, donde fueron halladas asesinadas Yanina Luceti (25), que vivía allí con sus hijos de 2, 5 y 8 años, y su amiga Natalia Linardi (26). Los investigadores determinaron que la casa donde ocurrió el crimen pertenece al padre de Luceti, pero desde hacía varios meses vivía su hija con los chicos. Esa tarde, Linardi decidió concurrir a la casa de su amiga para visitarla y para ver a su ahijado, ya que era madrina del menor de los hijos de Luceti, y se quedó conversando y tomando mate.

    “Si bien la casa es de material, adentro es muy precaria. No tiene muebles, el piso es de tierra y las condiciones en las que vivían eran muy pobres”, explicó un investigador. La principal sospecha apunta a que, mientras conversaban, las mujeres recibieron la visita de algún conocido, a quien invitaron a pasar, y finalmente fue quien las mató. Los pesquisas determinaron que ninguno de los accesos a la casa estaban violentados, y las llaves estaban puestas del lado de adentro, lo que descartaría que el homicida haya entrado con violencia. Además, una vecina que tiene su vivienda en la parte trasera del mismo terreno no escuchó gritos ni vio nada que le llamara la atención.

    En el momento del ataque, los hijos mayores de Luceti se hallaban jugando en la casa de un vecino, pero el nene más chiquito estaba junto a su madre y su madrina. Luceti y Linardi fueron atacadas cuando se hallaban en la cocina, con una cuchilla tipo carnicero, de mango blanco y 35 centímetros de hoja, que fue encontrada en la escena del crimen, sobre una mesa y con manchas de sangre. Según los determinaron los investigadores, ambas mujeres presentaban profundos cortes en sus cuellos y a Luceti, además, le habían abierto el abdomen con un arma blanca.

    En la vivienda fueron encontradas las carteras de las víctimas, con sus billeteras, por lo que, en principio, se descarta el móvil de robo, aunque, de todas formas, los investigadores aseguraron que en la casa “no había nada de valor como para robar”. “La saña con que atacaron a Yanina, a la que con una cuchilla le removieron los órganos abdominales, es todo un indicador”, consideró un investigador, para avalar la posibilidad de que el doble crimen tenga connotaciones pasionales. Por la violencia utilizada, los pesquisas están convencidos de que el doble crimen está vinculado a un ataque pasional.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.