access_time 09:14
|
2 de mayo de 2019
|
|

Hace más de un mes que buscan al femicida de la amoladora

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1556795995262femicida%20de%20la%20amoladora.jpg

La Policía Bonaerense intenta dar con Waldo Servian Riquelme quien está sospechado de haber matado y descuartizado a su esposa con una amoladora. Luego del hecho se fugó a Paraguay y todavía no logran capturarlo.

Los investigadores del femicidio de Liliana González, la mujer que en marzo fue asesinada a puñaladas y luego descuartizada con una amoladora en la villa 31 del barrio de Retiro, han lanzado un pedido de captura internacional para Waldo Servian Riquelme (33), su pareja que luego del hecho escapó hacia Paraguay, donde aún no es localizado.

"La policía comenzó a intervenir en el caso el domingo 17 de marzo a la tarde con el hallazgo del cadáver, y Servian Riquelme quedó registrado cruzando la frontera ese mismo día pero a las 8.05 de la mañana. Nos llevaba varias horas de ventaja porque el crimen lo había cometido el sábado y se fugó", dijo uno de los investigadores.

Según las fuentes, el sábado 16 de marzo, día del crimen, Servian Riquelme dejó a sus dos hijos -un niño y una niña en edad escolar-, al cuidado de su hermana, también domiciliada en el Barrio 31, y por la tarde le pidió que los llevara la terminal de ómnibus de Retiro para despedirse de ellos porque tenía que viajar a Paraguay.

Hasta el momento, se logró el testimonio de un remisero que recordó haber trasladado al sospechoso, junto a otras mujeres para abaratar costos y que estaba muy nervioso y apurado para cruzar la frontera.

El femicidio

El femicidio de González, de nacionalidad paraguaya, fue descubierto el 17 de marzo cuando la policía irrumpió con autorización judicial a la casa 108 de la manzana 110 de la calle 13 de la villa 31 de Retiro, donde convivía con su pareja.

Al llegar al baño, encontraron los primeros restos humanos descuartizados, que luego se supo pertenecían a la víctima.

Otras partes del cadáver fueron halladas dentro del horno de la cocina, también en la terraza junto a un perro y la cabeza apareció con el pelo rapado.

Por la cantidad de restos, la policía pensó al principio que podía haber más de una víctima, pero luego los forenses determinaron en la autopsia que se trataba de González, quien fue asesinada a puñaladas y luego descuartizada con una amoladora eléctrica secuestrada en la escena.

 

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.