access_time 15:51
|
5 de julio de 2006
|

Portugal - Francia

Figo vs. Zidane, el gran duelo

En el epílogo de sus exitosas carreras, Lucho y Zizou, ex compañeros en Real Madrid, serán las grandes figuras en el choque por semis de esta tarde a las 16 entre lusitanos y galos.

     Zinedine Zidane y Luis Figo, Francia y Portugal, frente a frente. Los dos veteranos jugadores liderarán hoy a sus selecciones en un partido con sabor a revancha, en el que está en juego el pase a la final del Mundial de fútbol de Alemania 2006. Los dos capitanes serán hoy en Múnich los grandes protagonistas de un duelo, en el que Portugal quiere lograr al fin una victoria después de perder las últimas dos semifinales que disputó ante Francia, en las Eurocopas de 1984 y 2000. "Tenemos una cuenta pendiente con los franceses", aseguró el defensa Miguel, quien, como todo Portugal, no olvida el cotejo de hace seis años en la Eurocopa de Bélgica y Holanda.
   
   
    Entonces, Francia se impuso en un emocionante partido gracias a un gol de oro marcado por Zidane en el minuto 117, al transformar un penal por mano en el área de Abel Xavier. Los portugueses no aceptaron fácilmente la decisión y provocaron un fuerte tumulto en el campo. Como consecuencia, Nuno Gomes vio la tarjeta roja y fue sancionado, junto a otros dos compañeros, a varios meses de suspensión. En esta ocasión, el equipo de Luiz Felipe Scolari quiere que el resultado sea distinto, aunque espera en Francia a un rival de todavía más calibre que sus dos anteriores víctimas, Inglaterra y Holanda."Será un partido difícil y emocionante.


    Los franceses están bastante mejor que al principio del torneo", admitió el portero Ricardo,héroe del choque ante los ingleses, al parar tres lanzamientos en la tanda de penales en cuartos. Sin embargo, las grandes figuras del partido están ya señaladas de antemano en Múnich: Zizou y Lucho. Mientras el francés busca poner un broche de oro a su excepcional carrera tras el Mundial de 1998 y la Eurocopa del 2000, el portugués espera aún la gran coronación de su vida deportiva."Sea o no mi último torneo, no necesito demostrarle nada a nadie", aseguró Figo, de 33 años. Tampoco tiene ninguna obligación Zidane, de 34, cuya magia quedó una vez más de manifiesto con la eliminación de Brasil en cuartos. Portugal podrá poner en el campo a su mejor once; entre ellos, diez jugadores que ya estuvieron en la final de la Eurocopa hace dos años, en la que perdieron ante Grecia.


    Las lesiones en el muslo de Figo y Cristiano Ronaldo están superadas y ambos jugarán."Alinearemos un equipo contundente", prometió Scolari, quien si logra el pase a la final, podría ganar el primer título mundial de los lusitanos en su historia. Las esperanzas francesas de volver a disfrutar del éxito de 1998, renacidas con la inesperada racha victoriosa de su equipo de "viejos", descansan en su gran capitán. Sin embargo, el entrenador, Raymond Domenech no se cansa de repetir que el éxito no depende de un individuo."Sólo un gran equipo hace grande a un jugador", advirtió. Dos líderes veteranos, dos estilos contundentes: la batalla de Múnich puede empezar. 

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.