EEUU vuelve a conmocionarse por otro tiroteo en una escuela
access_time 16:02
|
14 de mayo de 2007
|
|
BOCA JUNIORS - ARSENAL

Era el momento para acercarse al Santo

El Xeneize igualó en uno ante los del Viaducto y no pudo descontarle puntos al líder, San Lorenzo, que mantiene tres unidades de ventaja. Los dirigidos por Miguel Ángel Russo juegan el jueves por la Copa en la Bombonera ante Libertad.

    Boca empató 1 a 1 como local con Arsenal y sigue a tres puntos del líder del Clausura, San Lorenzo, porque este empató también con River, lo que dejó el torneo como estaba antes de comenzar la 14ª fecha. Por eso, los boquenses siguen junto a Estudiantes al acecho de los Azulgranas pero no alcanzan a darle el zarpazo, en tanto que Arsenal continúa con su gran campaña y mantiene plenas chances de entrar a las copas Sudamericana y Libertadores. Boca fue superior en el primer tiempo pero no pudo superar el inteligente planteo de los visitantes, quienes fueron firmes para marcar y prolijos para manejar la pelota.

    En Boca se quedaron algunos titulares en el banco, como Rodrigo Palacio y Ever Banega, a los que el técnico Miguel Ángel Russo iba a recurrir en el segundo período, cuando el camino conducía a la derrota. Y el cansancio, en este caso, era un factor que ambos compartían, porque Boca venía de un duro partido con Vélez por la Libertadores y Arsenal de otro no menos pesado con Quilmes. La paridad de fuerzas (físicas y futbolísticas) se vio reflejada en el juego, ya que el visitante nunca se achicó por el marco y fue a disputar cada palmo de terreno con tanto ímpetu como inteligencia. Y así, con corazón y cabeza, el conjunto dirigido por Gustavo Alfaro transcurrió sin demasiados sobresaltos los primeros 45 minutos y hasta con algunas chances como para complicar a su rival.

    En el segundo período, los de Sarandí abrieron el marcador a los dos minutos por intermedio de Casteglione y esto terminó de confundir a los boquenses, que se alejaron del arco defendido por Cuenca, conforme no aparecía en escena Riquelme. Romy recién se encendió promediando la etapa y entonces revivió Boca, que fue por la igualdad, aunque sólo con el juego de Riquelme y poco más. Y, como no podía ser de otra manera, de su cabeza (esta vez del lado de afuera) llegó la paridad que, con un cuarto de hora por jugar, le devolvió el alma al cuerpo a los boquenses.

    Pero esa ilusión fue desapareciendo a medida que transcurrían los minutos y Arsenal, bien parado atrás, como siempre, empezó a hacer su negocio sacando filosos contraataques que bien pudieron dejar a los del Viaducto con todo y a los de la Boca sin nada. Pero al final fue empate nomás, para regocijo de San Lorenzo, que sigue manteniendo la diferencia de tres puntos sobre Boca y el Pincha. Ahora, los Xeneizes pasarán a otra historia, porque el jueves se les vienen los cuartos de final de la Libertadores, cuando en la Bombonera reciban a Libertad, un complicado equipo al que, para superarlo, tendrán que exigirse al máximo.

TEMAS:

Deportes

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.