access_time 02:05
|
23 de noviembre de 2009
|
|
GODOY CRUZ - RIVER PLATE

Era cuestión de animarse, Tomba

El Expreso empezó perdiendo ante el Millonario pero en el segundo tiempo reaccionó y estuvo muy cerca de ganar.

    Quedó la sensación de que Godoy Cruz, si se animaba un poco más, un poquito, lo ganaba. Quizás le tendría que haber faltado más el respeto a River Plate, un equipo que hace mucho rato viene a los tumbos. Pero no fue así y el partido terminó empatado en uno. Los Millonarios pegaron rápido y después se acomodaron a gusto en el partido. Leonardo Sigali falló en el cálculo para cortar un pelotazo largo y dejó solo a Diego Buonanotte, quien encaró a Nelson Ibáñez y habilitó a Mauro Rosales, solo frente al arco, para empujar la bola al gol.

    Ese tanto obligó al Tomba a buscar el empate, sin tiempo para estudiar al rival ni nada de eso. Ir al frente, como fuera. Pero el equipo de Enzo Trossero perdió el duelo en la mitad de la cancha. El debutante Alejandro Camargo estaba muy solo para recuperar la pelota. Y por las bandas, Carlos Valencia y Ariel Rojas poco aportaban para adueñarse de la redonda. Arriba, Cristian Chávez estaba solo, porque los dos enganches, Federico Higuaín y Leandro Torres, no entraban en ritmo ni en juego.

    En síntesis: Godoy Cruz no tenía recuperación en el medio y no tenía profundidad arriba. Así, la única vía para llegar al arco de Daniel Vega eran los remates de lejos. Probaron Higuaín, Lautaro Formica y Torres, pero siempre Vega respondió bien. River tenía más la pelota y aprovechaba los lanzamientos de Marcelo Gallardo (salió lesionado y entró Ariel Ortega, ovacionado) para sacarle el jugo a la velocidad de Buonanotte y Rosales. Y el Expreso lo sufría. El Enano Buonanotte metió un remate que se fue muy cerca del palo derecho de Ibáñez. Después, otra vez Buonanotte probó y el Loco Ibáñez dio rebote.

    Ortega se llevó por delante la pelota y se fue por arriba. El Millo era más, y entre Buonanotte, Rosales y Ortega armaban una triangulación para que el Burrito entrara al área y tocara a un palo. Cerca. El Tomba tuvo una chance clara cuando Chávez peleó una bola entre dos defensores, acomodó el cuerpo y apuntó al arco. Vega tocó apenas la redonda y la sacó por arriba del travesaño, al córner. En el complemento, el Tomba fue el que pegó rápido y bien. Gabriel Vallés hizo una gran jugada desde el fondo, habilitó a Chávez por derecha y el ex San Lorenzo metió un centro pasado. Por el otro lado apareció Rojas, quien probó con una palomita. La pelota picó en el suelo y se levantó por sobre Vega para igualar el encuentro.

    Los de Trossero se tranquilizaron y River se cayó, no tuvo tantos espacios ni tuvo cambio de ritmo de tres cuarto de cancha en adelante. Primero le anularon (bien anulado) un gol a Chávez por posición adelantada. Después, el Pipita generó una jugada muy nítida para el Tomba. Higuaín encaró en campo rival y metió una bola perfecta para la entrada de Valencia por la derecha. El colombiano tardó en definir y, cuando remató, Vega ya le había achicado muy bien el arco. Torres metió un zurdazo terrible que rebotó en el travesaño. Ahí nomás, Higuaín tuvo el triunfo, pero su remate se fue cerquísima del palo derecho de Vega.

    También probó el ingresado Jesús Vera, con un zurdazo que pasó cerca. El equipo de Leonardo Astrada tuvo, al principio, una buena oportunidad con una volea de Buonanotte que tapó bien Ibáñez. Y sobre el final, Ortega metió un tiro libre casi perfecto que dio en el travesaño. Astrada apostó por la velocidad de Villalva y Trossero a la Vera, pero no hubo caso. El empate no se iba a modificar. Godoy Cruz levantó el nivel en el segundo tiempo y estuvo muy cerca de ganarlo. River se quedó en el complemento y casi lo pierde. En fin, un punto para cada bando y a seguir luchándola.

TEMAS:

Deportes

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.